Sábado 21 de Septiembre de 2019       •      Dólar= $713,30      •      UF=$28.031,72       •      UTM=$49.033

Calefacción en viviendas

En la actualidad existe una gran cantidad de alternativas para calefaccionar las viviendas, las que deben complementarse con una arquitectura que incorpore efectivamente mecanismos pasivos para controlar térmicamente las edificaciones e incentivar la eficiencia energética.

Oferta actual

Por fuente de energía: El Gas natural tiene un buen poder calorífico y precio accesible, sin embargo, necesita condiciones de ventilación para los artefactos y los ambientes. Hoy existe en el mercado una amplia gama de artefactos, equipos y marcas.

Por tipo de calor directo: La transmisión por radiación ocupa eficientemente el calor y permite ventilar manteniendo la temperatura, teniendo una buena respuesta de confort para un ambiente.

Tipo de calor centralizado o disperso: Los sistemas centralizados son altamente eficientes en cuanto a las condiciones de confort, economía y seguridad que otorgan.


Fuentes de calefacción y demanda

Existen varias fuentes de calefacción, dentro de las que destacan la calefacción central, de tiro balanceado, estufas combustibles, de contaminación interna, aire acondicionado, radiadores y paneles solares.

En el país algunas de las fuentes combustibles de calefacción más utilizadas son la leña, gas y parafina, principalmente utilizadas en estufas de combustión. Últimamente, la electricidad es una energía en aumento. Además, destaca la presencia de aire acondicionado y radiadores.


Calefacción a lo largo del país

El requerimiento de calefacción de cada zona del país difiere entre sí, entendiendo que existen nueve zonas climáticas según la norma chilena NCh 1079 OF77, y siete zonas térmicas según la reglamentación térmica. En este sentido, dependiendo del lugar del país donde nos encontremos, la diferencia de temperatura que tendremos que compensar va a variar y depender de factores climáticos, y por ende, del comportamiento térmico de la edificación.

En cuanto al uso de soluciones para calefaccionar recintos, destacan en el norte el uso de gas y leña como combustible; en la zona central aumenta el uso de gas, parafina y leña con mayor presencia de energía eléctrica; y en el sur (salvo Magallanes con uso preferente de gas), destaca el uso de leña, con menor presencia de parafina y gas. La mayoría de estas soluciones, a través de estufas a combustión.


Soluciones respetuosas del medioambiente

Si queremos hablar de una calefacción de tipo sustentable, en el fondo, es cualquier sistema que genere calor y no contamine. Salvo el uso de energías del tipo renovables no contaminantes como los paneles solares, en la actualidad, la mayoría de los sistemas externos contaminan de alguna forma al medioambiente, ya sea de manera directa o indirecta.

La mejor solución o estrategia para acercarnos a soluciones de calefacción no contaminantes para cuidar el medioambiente, es contar con una arquitectura que incorpore efectivamente mecanismos pasivos para controlar térmicamente las edificaciones, e incentivar la eficiencia energética a partir de un diseño adecuado térmica y climáticamente, que responda a las necesidades propias de la zona y disminuya la utilización de fuentes externas para lograr un ambiente de confort.

Además de la correcta disposición en torno al sol, debe existir especial preocupación del comportamiento térmico de los materiales y de la ventilación de los recintos, de manera de poder controlar en mayor medida los componentes que intervienen en la obtención de un ambiente interior confortable.


Sistemas recomendables

Reconociendo que la búsqueda de soluciones térmicas es, en la mayoría de los casos, posterior a la proyección y uso de los recintos, los sistemas centralizados son recomendables, al igual que los de tiro-balanceado, en los cuales la quema del combustible (sea gas, parafina o leña, por ejemplo), no afecta al interior del recinto debido a que tienen una entrada que incorpora aire desde el exterior y una salida que conduce el aire viciado al exterior (aunque continúan contaminando el medio ambiente). A ellos se siman radiadores y sistemas de aire acondicionado.

Piso radiante: Sistema más antiguo de lo que se cree, y en la actualidad con alternativas que lo hacen más económico, confiable, seguro y duradero. Tiene una variante que se logra mediante la instalación de placas radiantes eléctricas.

Estufa de tiro balanceado: Evacúa los gases quemados al exterior y desplaza la humedad (una estufa normal descarga sus gases en el interior, quema oxígeno y libera humedad, lo que es no es recomendable).

Radiadores: Tienen un buen comportamiento, aunque genera un calor sectorizado por lo que no es homogéneo en toda una edificación, ni dentro del mismo recinto; sin embargo, la variable económica es llamativa, ya que puede efectuarse por etapas, o para algunos sectores.

Aire acondicionado: Es un sistema de calentamiento del aire, a través de la convección, que puede funcionar con la quema de gas o bien con una resistencia eléctrica; puede ser central, que brinda temperatura pareja en toda la casa, o individual, con un equipo en cada ambiente haciendo la climatización sectorizada.

Fuente: Sebastián Ahumada, Docente de las Carreras de Construcción de Duoc UC sede Puente Alto.

Mayo 2014
.......
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Notificarme de actividad en este artículo
Ingrese los caracteres de la imagen:
Desayunos
AISLACIÓN TÉRMICA Y ACÚSTICA: Aportando al buen vivir
VENTANAS Y HERRAJES: Los desafíos de un mercado altamente competitivo
MERCADO DE PISOS INDUSTRIALES: La unión que hace la fuerza
Contáctenos
Dirección: Sucre 2235,
Ñuñoa, Chile
Teléfono: (562) 2433 5500
Email: info@emb.cl
Visite también:
© Copyright 2019 Editora Microbyte Ltda.