Inicio
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
top2.jpg (395 bytes)
Sábado 20 de Julio de 2024         •         Dólar= $934,31         •         UF=$37.593,51         •         UTM=$65.967

Prevención en la utilización de plaguicidas
Por Lethy Mora, Gerente Comercial Arquimed-División Agilent Technologies.
Los agroquímicos, de gran utilización en la agricultura actual, revisten ciertos riesgos para los trabajadores. Sin embargo, es posible tomar medidas específicas que reducirán el riesgo dado por la exposición.
Lethy Mora.

En una época en la que el cuidado, exportación y cultivo de alimentos es primordial para el mundo, es necesario que la tecnología y la innovación respecto a los tratamientos industriales estén acorde con todos los avances en el rubro, especialmente en lo que al cuidado de la salud se refiere. Y es que es fundamental que las empresas reduzcan el impacto negativo que tiene para sus trabajadores, la familia y la competitividad empresarial, la exposición a riesgos que pueden derivar de accidentes de trabajo y/o enfermedades durante la utilización de plaguicidas.

Los riesgos de una mala manipulación o excesiva exposición, que provoquen que el compuesto entre en contacto con las vías respiratorias, digestivas y cutáneas, pueden derivar en severas intoxicaciones e incluso la muerte.

Por otra parte, la respuesta que cada individuo tiene frente al contacto con alguna sustancia tóxica depende de su condición en particular; es decir, se verá afectado dependiendo de su estado de salud, genética, condición física, etc. A su vez, todos los plaguicidas tienen distinta composición, por lo que su toxicidad no siempre es igual y dependerá de sus propiedades específicas y/o mezcla de ellos, entre otros factores.

En este escenario es que los actores del rubro alimenticio tienen que preocuparse de proteger sus diferentes cultivos, ya que este es un proceso complejo, el cual sí o sí debe ser efectuado por especialistas certificados.


Cuidados en el uso de agroquímicos

El manejo totalmente integrado respecto al control de plagas plantea muchas más posibilidades que solo el uso de agroquímicos, sin embargo, la correcta utilización de estos ha permitido durante el tiempo reducir enormemente las pérdidas año a año de los cultivos. Si bien hoy en día la implementación de plaguicidas es la mejor opción, esta debe ir acompañada de grandes avances, sobre todo en la reducción en la exposición a estos tóxicos productos, además de innovar permanentemente en la creación de instrumentos y equipamientos con un alto énfasis en el análisis químico.

Existe la instrumentación analítica de residuos o trazas de plaguicidas, que permiten lograr determinaciones acordes a las normas vigentes europea y americana. El objetivo de esto es entregar la información suficiente para determinar la calidad del producto alimenticio, en cuanto a tipo de pesticida o plaguicida que contiene, su concentración o cantidad en la muestra, y si está bajo norma o no.

Para llevar a cabo esto, es primordial analizar correctamente los componentes de plaguicidas y una de las mejores alternativas es utilizar instrumentos de Cromatografía de Gases y Cromatografía Líquida de Alta Resolución, acoplados ambos, a Espectrometría de Masas, para mayor sensibilidad y seguridad en la identificación de compuestos.

Se debe conocer muy bien el producto que se está manipulando; es decir, su composición, propiedades químicas y físicas, concentración, si está o no contenido en mezcla, período residual (tiempo en el cual el compuesto permanece activo y conservando sus propiedades tóxicas). El período residual también dependerá de otras características químicas y físicas, además de otros factores como el clima y la concentración del producto. Es por ello que las etiquetas que muestran dicho ciclo a veces pueden variar en días e incluso semanas. Sumado a esto, hay que tener en cuenta los resguardos en cuanto a indumentaria (mascarillas, guantes y vestuario en general), adecuado lavado de material de aplicación, manos y zonas de contacto, entre otros. Durante el uso de los instrumentos analíticos, generalmente no hay contacto directo con el producto, pero sí durante la preparación de la muestra para análisis. Este contacto se debe hacer con mucho cuidado, ya que se expone al analista a sustancias tóxicas y se puede contaminar la muestra, lo que redunda en resultados falsos y no reproducibles.

El análisis y la posterior manipulación son dos pasos primordiales en el proceso de utilización de plaguicidas; por lo mismo, es una necesidad inmediata que todas los fases de su uso se realicen con la más alta tecnología y equipamiento de primera calidad, para que así los riesgos en la alimentación y salud humana sean los mínimos que necesita la industria para seguir en crecimiento.

Mayo 2015
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Ingresa los caracteres de la imagen:
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
GRUPO EDITORIAL EMB
Sucre 2235 Ñuñoa
Santiago
Chile
Fono: (56.2) 433 5500
info@emb.cl
www.channelnews.clwww.electroindustria.clwww.gerencia.clwww.ng.clwww.embconstruccion.cl
Resolución mínima: 1024 x 768

© Copyright 201
8 Editora Microbyte Ltda.