Inicio
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
top2.jpg (395 bytes)
Sábado 20 de Julio de 2024         •         Dólar= $934,31         •         UF=$37.593,51         •         UTM=$65.967

Cómo enfrentar los temblores en la oficina
Por Daniel Ubilla, Jefe de Proyecto de ExproAsesorías, División de GrupoExpro.
Durante su existencia, gran parte de las oficinas y empresas en Chile probablemente enfrenten un sismo de gran magnitud o terremoto. Por ello, resulta clave contar con un Plan de Emergencia y Evacuación y educar a sus colaboradores sobre cómo reaccionar ante movimientos telúricos.
Daniel Ubilla.

Según la Ley 19.537 sobre Copropiedad Inmobiliaria, Título III, Artículo 36º, todo condominio deberá tener un Plan de Emergencia ante siniestros como incendio, terremotos y semejantes, que incluya medidas para tomar antes, durante y después del siniestro, con especial énfasis en la evacuación durante incendios.

Esto invita a una coordinación con otras oficinas que comparten piso para consensuar una evacuación ordenada. También implica, idealmente, intercambiar información con oficinas y empresas aledañas para definir Zonas de Seguridad donde serán conducidas las personas evacuadas, para evitar que muchas organizaciones coincidan en un mismo punto.

Las visitas también son un desafío ante un terremoto, pues probablemente querrán tomar sus propias decisiones de evacuación por desconocer el plan de la empresa. Para estos casos, sería ideal generar folletos informativos que den a conocer las pautas de evacuación de la empresa que visitan, las áreas de peligro, etc. Pero, el foco principal de resguardo es el colaborador de la empresa.

Ante un temblor importante en el trabajo, la primera reacción de las personas es querer ir a buscar al hijo al colegio o estar con su familia. Hay que educar a las personas que en la medida que realicen una evacuación ordenada y fluida, siguiendo las pautas de la empresa, se puede garantizar su integridad física, recordando que muchas veces no son los sismos los que provocan heridas o muertes, sino las evacuaciones caóticas, por aglomeraciones y caídas.


A tener en cuenta

La actitud del colaborador, su conocimiento de las zonas de riesgo en su espacio de trabajo y del plan de evacuación será clave para un manejo exitoso de la crisis.

Al enfrentar un sismo en la oficina, los colaboradores deberían considerar los siguientes puntos:

Detener el trabajo: muchas personas están habituadas a un sismo y continúan su labor, incluso durante este. Ante un sismo de cualquier magnitud, hay que detener el trabajo y observar el entorno. Si el colaborador está tomando café o té mientras tiembla, debería alejar la taza de fuentes de energía (como “enchufes zapatilla”) para evitar que el volcamiento del líquido produzca un corto circuito e incendio. También debe observar si en su entorno hay objetos que obstaculizan la evacuación, como cajas y archivos, y en cuanto se detenga el sismo, removerlos.

Observar el techo: la mayoría de las oficinas posee cielo falso de material liviano, que no reviste mayor peligro en su caída. Pero los colaboradores deben poner atención al desprendimiento de focos de luz que pueden pesar varios kilos, y equipos de aire acondicionado ubicados sobre el cielo falso pero sin suficiente sujeción, y que ante un sismo de magnitud podrían caer.

Proteger la integridad física: durante el movimiento, se sugiere permanecer en el puesto de trabajo. Si la intensidad del temblor pone en riesgo la integridad física, es recomendable buscar protección bajo un escritorio o mesa, arrodillado, colocando el mentón cerca del pecho cubriendo la cabeza con los brazos.

Seguir instrucciones: si el sismo no permite mantenerse en pie, cuando concluya los responsables de evacuación darán la instrucción de desalojo con un megáfono, alarma o llamada de celular. Los colaboradores no deberían salir de la oficina intempestivamente, ni usar ascensores, sino que deben participar de la evacuación siguiendo instrucciones, de manera ordenada y fluida.

Visitas como clientes o servicio de mensajería, deben seguir las pautas de evacuación de la empresa, como un trabajador más. Los colaboradores pueden ayudar a las visitas a seguir las pautas de evacuación.

Escaleras de evacuación: el desalojo de las oficinas conduce a las escaleras de evacuación, que habitualmente tienen puertas con chapa antipánico en barra, que al presionarlas abren en el sentido de la evacuación. Estas escaleras son una de las zonas más seguras de los edificios, pues son de material sólido y no tienen elementos colgantes que pueden caer. Los colaboradores deben bajar ordenadamente por la derecha, para dejar espacio a que por la izquierda suban equipos de búsqueda y rescate.

Ayudar a personas con discapacidad: en el descenso, los trabajadores deben colaborar con personas que tengan alguna dificultad para trasladarse, como no videntes. Es recomendable que personas con movilidad reducida, que por ejemplo utilizan silla de rueda, trabajen en los primeros pisos de los edificios. De no ser así, en estos casos serán descendidos por escaleras de evacuación por equipos de rescate de Bomberos. También, los trabajadores pueden ayudar al descenso de mujeres embarazadas y mayores de edad.

La seguidilla de temblores puede dar indicios de qué personas reaccionan con pánico. En estos casos, el director del plan de emergencia puede designar a un compañero de trabajo que apoye la evacuación de estas personas.

Evacuación termina con autorización: la evacuación conduce a un Punto de Encuentro y/o Zona de Seguridad en la vía pública, habitualmente en la vereda. Los evacuados no pueden devolverse a buscar pertenencias o autos en estacionamientos. El monitor a cargo del desalojo contará a las personas para comprobar si falta alguien y enviar gente a su rescate. Los trabajadores pueden ir a buscar a los hijos al colegio, a sus casas o volver a sus puestos de trabajo, una vez que el responsable de evacuación de la empresa lo autorice.

Julio 2017
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Ingresa los caracteres de la imagen:
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
GRUPO EDITORIAL EMB
Sucre 2235 Ñuñoa
Santiago
Chile
Fono: (56.2) 433 5500
info@emb.cl
www.channelnews.clwww.electroindustria.clwww.gerencia.clwww.ng.clwww.embconstruccion.cl
Resolución mínima: 1024 x 768

© Copyright 201
8 Editora Microbyte Ltda.