Inicio
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
top2.jpg (395 bytes)
Jueves 29 de Septiembre de 2022         •         Dólar= $963,88         •         UF=$34.244,61         •         UTM=$58.772

Luis Lara Medina, miembro de la Citel:
“La interoperabilidad es
la gran ventaja de la frecuencia armonizada”

Organizaciones como la Comisión Interamericana de Telecomunicaciones (Citel) han planteado la necesidad de los países -en especial de aquellos azotados frecuentemente por desastres naturales- de definir su espectro de frecuencia de comunicaciones para emergencias. En esta entrevista, Luis Lara, Miembro de la Citel y experto en materia del espectro radioeléctrico, nos revela el estado actual en esta materia.
Luis Lara Medina.

¿En qué situación se encuentra la armonización de frecuencias para emergencias?
En materia internacional, se está haciendo un esfuerzo para tomar decisiones sobre espectro armonizado para usos de protección pública y socorro en caso de desastres. En la Conferencia Mundial de Radiocomunicación de 2015 (WCR) por la Comisión Interamericana de Telecomunicaciones (Citel), se concluyó que el espectro armonizado a nivel internacional debería contar con, al menos, un monto de espectro 10+10 MHz para protección pública y socorro en caso de desastres, proponiéndose bandas de frecuencia en torno al segmento de 700 MHz.

Esta recomendación está basada en un consenso de los países que conforman la Citel, donde se identificó también un rango de frecuencias global que va de 694 a 894 MHz, de forma que los países tomen una porción de ese espectro (de 10+10 MHz, como mínimo) en donde pudieran desarrollar las aplicaciones de protección pública y de socorro en caso de desastres.

¿Ya está armonizado el espectro?
En general, hoy podemos hablar de espectro armonizado a nivel global, pero falta conversar sobre el rango al que optará cada país para este tipo de soluciones. En los países de la región, Chile ha destacado por su avance en las decisiones, tomando incluso liderazgo en algunos temas, tal es el caso que en 2014 se identificó un segmento de 10+10 MHz en la banda de 700 MHz. Ahora bien, lo importante es que de acuerdo a lo observado la mayoría de los países de la Región se están armonizando entorno a la banda de 700MHz.

¿Qué ventajas trae una banda armonizada?
Primero, el hecho de contar con un espectro armonizado propicia la interoperabilidad entre los sistemas de comunicaciones. Hace algunos años, los sistemas de radiocomunicaciones para las entidades que atienden emergencia o dedicadas a la seguridad de la población operaban en frecuencias y estándares distintos, lo que imposibilitaba o dificultaba la interoperabilidad durante la emergencia. Con ello, se dificultaba, por ejemplo, la comunicación y coordinación entre bomberos y la policía en momentos de crisis; en cambio, con el espectro armonizado, con solo presionar un botón de “push-to-talk” en su radio, un bombero puede interactuar de manera directa con los otros grupos que estén atendiendo una emergencia.

Otro beneficio es la cooperación internacional. En una situación de crisis, los sistemas de comunicaciones de las cuadrillas internacionales de asistencia, pueden operar en frecuencias destinadas para otros usos, como la telefonía celular, dificultando el flujo de comunicación en las cuadrillas. Con un espectro armonizado, ese tipo de problemas se elimina o al menos se ve confinado.

Asimismo, al tener una promesa de armonización global, los fabricantes de equipos ven una oportunidad -en las economías de escala- para generar y ofrecer a sus clientes productos más accesibles e innovadores en el desarrollo de sus funciones.

¿Qué se debe considerar para un ancho de banda reservado?
De acuerdo a lo debatido en la WCR, el punto de partida es identificar la necesidad, pensando en las actuales, pero particularmente visualizando las futuras. Se concordó en que si bien la voz sigue siendo el aspecto primordial de las comunicaciones de emergencia, el manejo de datos y principalmente el video en tiempo real (cámaras en la vestimenta de personal de emergencia), también es un aspecto de suma relevancia.

Tomando en cuenta esos requerimientos, un estudio para determinar el espectro necesario para manejar esas aplicaciones, estimó que el espectro debía ser de al menos 10+10mghz (¿?), para que pueda soportar las interacciones del personal de emergencia, y el consiguiente tráfico de voz, datos y video.

¿Qué modelos existen actualmente?
Existen varios modelos. En algunos, como algunos países de Medio Oriente, es el gobierno quien decide implementar sus propias redes de emergencias, comprando el equipamiento y operándolas. Otros países están siguiendo un modelo con la participación privada, donde el gobierno es dueño de la red como potestad jurídica, pero quien lo opera y despliega son entidades privadas (un operador, un fabricante o quienes diseñan esa red). Un modelo adicional es uno híbrido, donde existe una parte soportada por el gobierno y otra, a través de redes comerciales. Este modelo funciona para ampliar las redes de cobertura gubernamentales y brinda servicios tipo roaming.

Otro modelo es donde a las redes de seguridad se les da acceso a través de redes comerciales, como sucede actualmente en México. En este caso, las licencias de esas redes fueron otorgadas, pensando siempre en que iban a brindar servicios de emergencia y han sido robustecidas desde origen, evitando así temas críticos de caídas de comunicación.

Con mayor o menor participación privada, todos estos modelos son igualmente aceptables en la medida que cumplan con las características generales que fueron discutidas en la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT).

¿Qué recomienda en esta gestión para la realidad chilena?
Tomando los lineamientos discutidos en la UIT, creo que lo principal es que se pueda generar un foro de discusión entre entidades gubernamentales y privadas que colaboran en momentos de crisis, de modo que entre todos, se pueda definir el modelo a seguir.

Uno de los aspectos importantes es que en un momento de crisis no debe de existir restricción alguna para que las personas que atienden emergencias puedan comunicarse y brindar asistencia, en un entorno de comunicación y cooperación entre todos. Me refiero también a los radiodifusores o canales de televisión que pueden trasmitir mensajes e información clave ante emergencias, así como a las telefónicas que podrían enviar alertas a través de mensajes cortos a la población, entre otras acciones.

Sin duda que es necesario incluir a los fabricantes de productos y equipamiento especializado para emergencias, diseñando soluciones a tono con los requerimientos particulares del país. Finalmente, todo esto debe estar enmarcado en una iniciativa presidencial para que reciba la importancia que merece, porque se está tratando finalmente de salvar vidas.

¿Se estima algún tiempo para que este tema esté resulto a nivel internacional?
En el foro de la UIT se emiten recomendaciones y lineamientos para que los países tomen acción a la brevedad, pero ya es una potestad en cada país cuándo hacerlo. Se debe considerar qué tanto le urge al país tener una red de emergencias acorde a las tendencias internacionales; la tecnología está disponible, solo le queda al gobierno y a la población decidir.


Luis Lara tiene una experiencia de más de 22 años, participa en comisiones de estudio de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) y en las Conferencias Mundiales de Radiocomunicaciones (CMR) desde 1997. También colabora en las actividades de la Comisión Interamericana de Telecomunicaciones (Citel). Además es Director de Asuntos con Gobierno, regulación y política de espectro radioeléctrico para Latinoamérica en Motorola Solutions.
Mayo 2016
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Ingresa los caracteres de la imagen:
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
GRUPO EDITORIAL EMB
Sucre 2235 Ñuñoa
Santiago
Chile
Fono: (56.2) 433 5500
info@emb.cl
www.channelnews.clwww.electroindustria.clwww.gerencia.clwww.ng.clwww.embconstruccion.cl
Resolución mínima: 1024 x 768

© Copyright 201
8 Editora Microbyte Ltda.