Inicio
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
top2.jpg (395 bytes)
Sábado 1 de Octubre de 2022         •         Dólar= $966,26         •         UF=$         •         UTM=$58.772

TRABAJO SEGURO EN ALTURA
Mucho más que equipos de protección personal

El trabajo en altura es una de las actividades laborales del país que tiene altos riesgos asociados, principalmente debido a las consecuencias graves o fatales que generalmente conlleva la ocurrencia de este tipo de accidentes.

Se considera trabajo en altura a toda aquella labor que se realiza por encima de 1,8 m sobre el suelo o plataforma fija, sobre pozos, cortes o voladizos. Si bien estos trabajos críticos están presentes en muchos rubros, sobresale el sector Construcción, especialmente considerando el crecimiento en altura al que se ha tendido en el desarrollo de las ciudades en las últimas décadas. En ese sentido, muchas especialidades se llevan a cabo en altura y tienen gran demanda, desde limpieza de murallas y vidrios, reparación de luminarias, servicio eléctrico, pinturas, reparación de techumbres y otros.

Asimismo, aparecen día a día otras instalaciones y estructuras en altura que también requieren que se realicen labores en altura para su mantenimiento y construcción, como torres de telecomunicaciones, líneas de transmisión eléctrica, aerogeneradores, grúas plumas, entre varias otras.

Considerando los casos presentados en las últimas décadas, el análisis de las causas basales de estos accidentes hoy nos permiten afirmar que estos se producen por:

Nula o deficiente verificación de condiciones de seguridad (viento, lluvia, existencia de líneas eléctricas, estado de las escalas, equipos y accesorios).

No usar o usar inapropiadamente los EPP (Equipos de Protección Personal).

No evaluar ni mirar las condiciones de la tarea y el ambiente de trabajo.

Realizar labor sin autorización.

No asegurar equilibrio, posición y fijación segura.

Usar el último peldaño y/o alejarse del centro de la escala.

Trabajador sin las habilidades para trabajo en altura (problemas de equilibrio, factores de salud).

No asegurar base de escalas, no solicitar el pie de apoyo y usarlas en mal estado (rotas, sin antideslizantes, peldaños faltantes, con clavos a la vista, entre otros). Procedimiento de trabajo incorrecto o inexistente.

Superficies de trabajo irregular y/o sin cumplimiento a los estándares de seguridad (limpia, con rodapiés, pareja, sobre plataformas firmes, horizontales, entre otras).

Falta de líneas de vida o puntos de anclaje.

Equipos de protección en mal estado o inadecuados.

Puntos de apoyos irregulares o insuficientes.


Medidas específicas

No basta con tener los EPP adecuados al riesgo que enfrentará el trabajador, con que la organización posea procedimientos de trabajo seguro en altura, o con que se realicen charlas de inducción en seguridad. Si bien es cierto que los ítems anteriores son críticos para ayudar a asegurar al trabajador que realiza sus tareas en altura, no podemos confiar solo en ellos, y en que no se producirá un accidente.

En este sentido, el manejo y uso de los EPP adecuados para un trabajo de alto riesgo o crítico, no es un conocimiento simple de adquirir; al contrario, es un proceso complejo, que requiere ser desarrollado en el trabajador para lograr su aprendizaje efectivo en primer lugar, y su entronización (colocar una imagen o una representación iconográfica en un lugar preferente para que sea venerada o admirada), en segundo lugar.

El manejo y uso adecuado del EPP para trabajo en altura, su selección y mantenimiento, el manejo de técnicas de aseguramiento, estrobamiento, transiciones y técnicas básicas de rescate desde altura, no pueden ser conocimientos accesorios del trabajador, sino que son por sí mismos y su criticidad una competencia laboral que debe ser formada y desarrollada de manera efectiva y eficiente en un proceso formativo de alta calidad.

La competencia laboral es la capacidad para responder exitosamente una demanda compleja o llevar a cabo una actividad o tarea, según criterios de desempeño definidos por la empresa o sector productivo. Las competencias abarcan los conocimientos (Saber), actitudes (Saber Ser) y habilidades (Saber Hacer) de un individuo. Así, una persona es competente cuando:

Sabe movilizar recursos personales (conocimientos, habilidades, actitudes) y del entorno (tecnología, organización, otros) para responder a situaciones complejas.

Realiza actividades según criterios de éxito explícitos y logrando los resultados esperados.

Desde esta perspectiva, los procesos formativos de los trabajadores son de importancia estratégica de cualquier organización, y no solo un gasto innecesario, como suele considerarse muchas veces a la capacitación.

Tal como lo explica Edgar Dale y otros pedagogos, el aprendizaje profundo y efectivo se logra de mejor manera y más rápido, en la medida que el estudiante tenga una formación vivencial, es decir, que en el proceso educacional tenga la oportunidad de realizar trabajos físicos y mentales asociados a lo que se desea que aprenda. La seguridad de los trabajadores comienza en la capacitación, continúa con los equipos adecuados para el trabajo en cuestión, los protocolos de trabajo seguro y una supervisión efectiva.


Recomendaciones para un trabajo en altura seguro

Antes de realizar un trabajo en altura, capacítese adecuadamente y logre las destrezas necesarias, que le permitan realizar su trabajo con seguridad y efectividad.

Antes de iniciar la operación, señalice e informe del trabajo a realizar.

Evalúe la existencia de factores como líneas eléctricas, movimiento de vehículos, humedad, intensidad del viento, entre otros riesgos.

Previamente a sus labores en altura, revise los implementos de seguridad necesarios.

Revise y planifique el trabajo antes de iniciar el ascenso, especialmente si requerirá el uso de herramientas o equipos.

Solicite ayuda para llevar a cabo ascensos de equipos y/o accesorios.

Inspeccione el estado de su arnés de seguridad antes de cada uso.

Deseche y reemplace frente a daños las cintas y conectores que afecten la seguridad.

Siempre utilice las cuerdas de seguridad, así como también verifique los puntos de anclaje.

Infórmese de los procedimientos de emergencia y rescate en altura.

Manténgase en el centro de la escala y jamás utilice el último peldaño. Al llegar a la posición de trabajo, siempre asegure su posición.


Artículo gentileza de Carlos Jara Bravo, Gerente Técnico, TOK Capacitación.
Abril 2017
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Ingresa los caracteres de la imagen:
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
GRUPO EDITORIAL EMB
Sucre 2235 Ñuñoa
Santiago
Chile
Fono: (56.2) 433 5500
info@emb.cl
www.channelnews.clwww.electroindustria.clwww.gerencia.clwww.ng.clwww.embconstruccion.cl
Resolución mínima: 1024 x 768

© Copyright 201
8 Editora Microbyte Ltda.