Inicio
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
top2.jpg (395 bytes)
Jueves 6 de Octubre de 2022         •         Dólar= $946,76         •         UF=$34.340,05         •         UTM=$58.772

Reciclaje con sensatez
Por Isidro Pereda, Gerente General de Recupac. ipereda@recupac.cl
La REP implica nuevos desafíos para el sector productivo industrial, por lo que es necesario que las acciones de reciclaje consideren la arista costo-eficiencia.
Isidro Pereda.

Este año se promulgó en Chile la Ley de Fomento al Reciclaje (Ley 20.920), la que introduce para el sector privado el concepto de REP (Responsabilidad Extendida del Productor). Esta ordenanza legislativa se define como un instrumento económico de gestión de residuos, que obliga a los fabricantes de ciertos productos a organizar y financiar la gestión de los residuos derivados de dichos productos.

Desde el punto de vista ambiental, esta ley es muy relevante y necesaria para nuestro país, debido a que la disposición final de basura en vertederos o rellenos sanitarios no resulta ser la mejor de las alternativas y, por lo mismo, es fundamental darle un nuevo enfoque a la gestión de los residuos en Chile. Es así como la normativa se encauza principalmente en la prevención y la valorización de los residuos, abarcando todos sus aspectos.

La REP opera hace ya más de 20 años en Europa y se traduce en la obligación de organizar y financiar la recolección y reciclaje de, entre otros productos, envases y embalajes “post consumo” (es decir, una vez ya consumido el bien envasado). Es así como empresas que venden cualquier producto envasado, deberán cumplir con metas y obligaciones de recolección y reciclaje de este packaging, exponiéndose a multas por parte de la Superintendencia de Medioambiente en caso de no realizar esta acción.

En este sentido, es importante considerar que esta ley no traspasa la responsabilidad que tienen los municipios sobre la recolección de residuos domiciliarios, sino que entrega un espacio de trabajo conjunto entre los sectores público y privado para fomentar el reciclaje en nuestro país. No obstante, deja solo a estos últimos como responsables de cumplir metas ante la autoridad.


Nuevos desafíos

Dado lo anterior, en el mundo privado surge un nuevo desafío: fomentar el reciclaje domiciliario; por ejemplo, de envases y embalajes, que es hoy el de menor volumen en Chile (solo en torno al 10% a nivel agregado). A partir de esto, la etapa de “post consumo” (o final de vida) pasará a ser un eslabón más de la cadena de valor y, por lo tanto, la preocupación por optimizar este proceso será un tema de negocios y competitividad por parte de las empresas.

Esto saca al reciclaje del escenario exclusivo del marketing, y lo lleva a un plano donde la exigencia de metas obligará a maximizar las toneladas recolectadas al mínimo costo. Los conceptos de costo-eficiencia, capilaridad y economías de escala, serán entonces nuevos elementos que entran al ruedo. Esto no implica que no se puedan realizar actividades de comunicación, pero si estas no van de la mano de un volumen tal que permita de manera costo-eficiente cumplir con las metas exigidas por la autoridad, de nada servirán dichas acciones propiamente de comunicación.

Es relevante, entonces, considerar la realidad del país a la hora de fijar las metas de recolección y reciclaje de envases y embalajes, de manera que permita caminar a paso firme y seguro por una REP aterrizada y que garantice su funcionamiento en Chile. Se alcanzarán tasas más altas en la medida que los sistemas de gestión sean sensatos en su diseño, es decir, que se acojan al ya mencionado concepto de costo-eficiencia. La tentación de caer en recetas únicas y estándar no se ajusta a la realidad de nuestro país, ya que distintos territorios pueden ofrecer diversas oportunidades o limitaciones que impliquen soluciones distintas para que sean competitivas. El sector privado no puede caer en pagar ineficiencias de un sistema mal diseñado, sino que trabajar por masificar sistemas en donde las economías de escala permitan reducir el costo de recolección y reciclaje. Este punto es clave, ya que dichos costos serán traspasados a los consumidores.


El rol de los recicladores

Desde el enfoque de los recicladores (aquellas empresas que utilizan los residuos recolectados para fabricar otros productos), tenemos claro que reciclar papeles blancos, cartones, papeles de diario y tetrapak, son tecnologías y capacidades distintas; lo mismo sucede con los residuos de plásticos, área donde en nuestro país no cuenta con tecnologías y capacidades para todos los subtipos de este material.

En la actualidad, la industria de reciclaje importa entre 4 mil y 10 mil toneladas de materiales para alimentar sus plantas (cartones, papeles y plásticos PET, mayoritariamente), dado que esta operación resulta más económica que la recolección local o simplemente porque esos residuos no son recolectados antes de disponerlos. Por lo tanto, debemos comenzar por sustituir dichas importaciones por importar residuos que pueden ser recolectados internamente; y posteriormente, avanzar en los residuos más complicados de tratar, ya sea por su dificultad logística o bien porque no existe capacidad de reciclaje en Chile. Respecto a las metas impuestas a los productores, deben ser graduales de manera de no colapsar el sistema, tal como sucedió en Alemania en el año 1992.

La Ley REP es un desafío país y Chile efectivamente necesita avanzar hacia una economía circular para aumentar sus tasas de reciclaje y disminuir los residuos que son dispuestos en rellenos sanitarios. El Ministerio de Medio Ambiente ha transitado por un camino coherente, gradual y sensato, estableciendo pilares firmes, en conjunto con los diversos actores, para que esta ley sea sustentable, pero también sostenible económicamente, y -en ese contextotenemos la convicción que el establecimiento de metas en los reglamentos continuará esta misma senda de sensatez en el reciclaje.

Abril 2017
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Ingresa los caracteres de la imagen:
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
GRUPO EDITORIAL EMB
Sucre 2235 Ñuñoa
Santiago
Chile
Fono: (56.2) 433 5500
info@emb.cl
www.channelnews.clwww.electroindustria.clwww.gerencia.clwww.ng.clwww.embconstruccion.cl
Resolución mínima: 1024 x 768

© Copyright 201
8 Editora Microbyte Ltda.