Inicio
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
top2.jpg (395 bytes)
Lunes 17 de Junio de 2019         •         Dólar= $698,26         •         UF=$27.831,06         •         UTM=$48.741

Los accidentes en las manos en el trabajo
Por Karen Fuentes, Directora Técnico en Prevención de Riesgos sede Alameda de Duoc UC.
Los accidentes en las manos son uno de los principales en la lista de riesgos industriales. Su prevención pasa por conocer el riesgo y sus consecuencias, así como los elementos y equipos con los que se trabaja.
Karen Fuentes.

En todos los trabajos y rubros, una de las principales herramientas que usamos son nuestras manos. Con ellas, sentimos, palpamos, podemos crear, conocer y transformar, por lo tanto, tienen un valor inconmensurable. En consecuencia, son la parte de nuestro cuerpo más expuesta a sufrir lesiones que, siguiendo simples recomendaciones, pueden evitarse.

Los accidentes más frecuentes que afectan a las manos son por atrapamiento, aprisionamiento, movimientos repetitivos y contacto. De hecho, estos corresponden a la tercera parte de la totalidad de accidentes del trabajo en nuestro país. Por lo anterior, se deben tomar medidas al momento de trabajar con el fin de protegerlas y evitar cortes, dermatitis, amputaciones, quemaduras, entre otras lesiones.


Recomendaciones para prevenir lesiones traumáticas

Nunca usar anillos, pulseras, relojes, etc., que se puedan enganchar cuando esté trabajando con equipos o herramientas en movimiento. En estos casos, tampoco deben usarse guantes, dado el peligro de atrapamiento y posterior arrastre que estas máquinas presentan.

Asegurarse siempre de que las protecciones de las máquinas y/o herramientas estén instaladas correctamente, antes de comenzar a trabajar con ellas.

Previamente al inicio del trabajo, visualizar y probar el funcionamiento de las paradas de emergencia de máquinas y equipos.

Las herramientas manuales que se empleen, deben estar en buen estado y usarse solo para lo que fueron fabricadas.

Antes de realizar limpieza, inspección o reparación de maquinaria, se debe cortar la energía, bloquear y etiquetar siguiendo el procedimiento correspondiente, asegurándose que todas las partes móviles de la maquinaria estén inmovilizadas.

Mantener el área de trabajo limpia y despejada ayudará a prevenir riesgos de lesiones. Para limpiar las limaduras, virutas o astillas, se debe usar una escobilla o un paño; nunca hacerlo con las manos descubiertas.


Recomendaciones para prevenir lesiones por contacto

Antes de usar cualquier producto químico, es importante leer y seguir todas las instrucciones que indican las etiquetas de los envases y las fichas de seguridad, pues en ellas viene información esencial para nuestra propia seguridad.

Siempre usar el tipo de guantes correcto para la sustancia a manipular, con el fin de proteger las manos de productos químicos, tales como ácidos, solventes detergentes y productos cáusticos y metálicos.

En contacto con altas o bajas temperaturas, usar siempre el guante adecuado, que esté en perfectas condiciones, para evitar quemaduras y lesiones.

El personal de aseo debe tener la precaución al transportar bolsas con basura o en el trasvasije de estas, debido a que pueden cortarse o pincharse con elementos cortopunzantes o agujas contaminadas.


Recomendaciones para prevenir lesiones por movimientos repetitivos

Al realizar trabajos repetitivos con las manos, se deben realizar pausas y hacer ejercicios de relajación y estiramiento al inicio, en medio y al final de cada jornada. Se recomienda realizar los siguientes ejercicios: - Extender y mantener dedos separados durante cinco segundos y luego relajarlos. Repetir el ejercicio tres veces en cada mano. - Abrir la mano y estirar el pulgar hacia abajo, manteniendo esa posición durante cinco segundos. Repetir el ejercicio tres veces en cada mano. - Mantener los dedos estirados y hacer círculos con la mano moviendo la muñeca. Efectuar diez círculos con cada mano.


Elementos de Protección Personal

Los Elementos de Protección Personal (EPP) se pueden definir como un conjunto de elementos y dispositivos diseñados para proteger las partes del cuerpo que se encuentran expuestos a riesgos durante el trabajo, y por esto deben ser:

De uso personal e intransferible.

Estar destinados a proteger la integridad física del usuario.

Para elegir un EPP, no solo se debe considerar el costo, sino también para qué y quién está destinado. Por ende, estos deben ser:

Ajustados y cómodos para quien lo utilice. Escoger el tipo y tamaño correcto de guante evita que este llegue a ser un peligro.

Deben estar certificados.

Se deben cuidar y guardar en lugares adecuados para evitar que se estropeen y así garantizar su durabilidad y protección.

Deben ser inspeccionados diariamente y si pierden su propiedad deben ser reemplazados inmediatamente (roturas, cortes, deformaciones, etc.).


Tipos de guantes

La elección del EPP (en este caso, de los guantes), dependerá a qué riesgo estará expuesto el trabajador. Existe una gran cantidad de guantes, de todo tipo y material, por lo que deben ser elegidos cuidadosamente, pues una mala elección puede provocar accidentes.
Algunos tipos de guantes son:

De cuero, lona y vaqueta, para el manejo materiales abrasivos o ásperos.

Con malla metálica o anti-corte, para manipular elementos filosos como cuchillos y chapas.

De látex y PVC liviano, resistentes a soluciones químicas o álcalis.

De cuero de descarne, para trabajos de soldadura o metalúrgicos.

De nitrilo, para realizar trabajos en laboratorios de crudo o refinerías.

Descartables de látex natural para trabajos donde intervengan riesgos biológicos como en un laboratorio o en lugares de atención sanitaria.

Guantes para altas temperaturas (panaderías, industria de alimentos, pizzerías, casinos, restaurantes, manejo de hornos, calderas, fundiciones, rubro de la minería, entre otros).

Para bajas temperaturas (frigoríficos, trabajadores de cordilleras).

Ignífugos.

Por último, cabe recordar el valor de capacitar permanentemente a los trabajadores, de concientizar sobre la importancia de respetar las medidas preventivas, de enseñar a detectar los riesgos y de exigir EPP adecuados y culturizar sobre ellos, ya que es el último resguardo que debe tener un trabajador para evitar la ocurrencia de un accidente o enfermedad profesional. Previamente a su uso, debe estar controlado el riesgo y para mantener al trabajador lo menos expuesto al riesgo.

Marzo 2017
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Ingresa los caracteres de la imagen:
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
GRUPO EDITORIAL EMB
Sucre 2235 Ñuñoa
Santiago
Chile
Fono: (56.2) 433 5500
info@emb.cl
www.channelnews.clwww.electroindustria.clwww.gerencia.clwww.ng.clwww.embconstruccion.cl
Resolución mínima: 1024 x 768

© Copyright 201
8 Editora Microbyte Ltda.