Martes 25 de Febrero de 2020       •      Dólar= $810,05      •      UF=$28.440,19       •      UTM=$49.673
04/11/2019
Red Hat presenta una nueva versión de OpenShift

Red Hat presentó Red Hat OpenShift 4.2, la última versión de la probada plataforma de Kubernetes empresarial de Red Hat diseñada para brindar una experiencia de desarrollo más poderosa. Red Hat OpenShift 4.2 amplía el compromiso de Red Hat de simplificar y automatizar los servicios de clase empresarial para abarcar toda la nube híbrida al mismo tiempo que ayuda a que el desarrollador innove y genere mayor valor empresarial a través de aplicaciones nativas de la nube.

El objetivo de Red Hat OpenShift 4.2 es facilitarle al desarrollador el uso y el acceso a tecnologías nativas de la nube a través de capacidades que automatizan la configuración y la gestión de entornos de Kubernetes. De este modo, el desarrollador puede concentrarse en construir la próxima generación de aplicaciones empresariales sin necesidad de contar con una vasta experiencia en Kubernetes.

La última versión de OpenShift también suma servicios de desarrollo listos para usar que responden a necesidades que tienen que ver con los servicios, la ejecución sin servidor y los procesos de integración continua/entrega continua (CI/CD) nativos de la nube, todos diseñados para ayudar a incentivar la productividad del desarrollador con aplicaciones basadas en Kubernetes:

● Red Hat OpenShift Service Mesh, que deriva de los proyectos Istio, Kiali y Jaeger y es optimizado por Kubernetes Operators, está diseñado para simplificar el desarrollo, la implementación y la gestión de aplicaciones basadas en microservicios sobre OpenShift.

● Red Hat OpenShift Serverless, que se basa en Knative y está disponible como Versión Tecnológica Preliminar, ayuda a disminuir los costos al ejecutar aplicaciones que pueden reducirse a cero sin dejar de responder a las solicitudes del usuario para luego ampliarse en función de la demanda.

● Red Hat OpenShift Pipelines, en su Versión Preliminar para Desarrolladores y disponible como Kubernetes Operator, ejecuta cada paso del proceso CI/CD en su propio contenedor, permitiendo que cada uno se escale en forma independiente para cubrir las cambiantes demandas.

Este lanzamiento acerca al desarrollador aún más a OpenShift con Red Hat CodeReady Containers, que le permite instalar un entorno OpenShift prediseñado en una computadora portátil para desarrollar en modo local. Esta opción ofrece un marco que reúne todas las herramientas de desarrollo en un clúster local, lo cual facilita crear aplicaciones nativas de la nube localmente que, una vez listas, se implementarán en un entorno OpenShift completo.

La TI empresarial no ha sido nunca una serie de implementaciones estáticas y homogéneas y la computación moderna no es la excepción. Los responsables de la toma de decisiones informáticas con frecuencia buscan lograr implementaciones híbridas usando componentes de infraestructura en modo local y servicios basados en la nube. Red Hat OpenShift 4.2 fue pensado para brindar una experiencia unificada más coherente en los distintos activos informáticos a fin de que la transición hacia la nube híbrida fuera más sencilla, y agrega:

● Instalaciones simplificadas, automatizadas y más veloces de OpenShift Container Platform en todas las nubes públicas, incluidas AWS, Azure y Google Cloud Platform (GCP) y nubes privadas como OpenStack, respaldadas por una experiencia empresarial consistente.

● Herramientas de migración para ayudar al cliente a pasar de OpenShift 3 al 4, que ofrecen una forma más sencilla, veloz y automatizada de copiar cargas de trabajo de un clúster OpenShift a otro.

● Controladores Container Storage Interface (CSI) que ofrecen una forma más uniforme de que los proveedores de almacenamiento se conecten al ecosistema Kubernetes. Este lanzamiento también es compatible con OpenShift Container Storage 4, actualmente en versión beta.

A medida que las organizaciones recurren al Kubernetes empresarial para impulsar su transformación digital, las estrictas normas de seguridad tanto internas como reglamentarias pueden plantear obstáculos. Estos requisitos a menudo limitan la conectividad de los datos y las cargas de trabajo confidenciales y requieren de “air gaps” (o medidas de aislamiento) o ser desconectadas de la red empresarial más extensa. Estos “air gaps” refuerzan la seguridad pero dificultan la migración y actualización de las aplicaciones y los servicios utilizados por estos sistemas, transformándolos en un proceso manual compuesto por docenas de pasos.

Para ayudar a optimizar la experiencia de OpenShift en todas las implementaciones y sistemas heterogéneos, incluso en aquellos que manejan información sensible, Red Hat OpenShift 4.2 incorpora mejoras en el instalador en todos los entornos e incluye soporte para las instalaciones desconectadas. Esto permite que los clientes implementen la última versión de la plataforma Kubernetes empresarial más completa de la industria con mayor facilidad en entornos que no son accesibles vía Internet o que están conectados pero sujetos a políticas rigurosas de verificación de imágenes.

Noticias Relacionadas
Nuevo Director Regional de Solution Provider de Red Hat (01/10/2019)
Red Hat lanza OpenStack Platform 15 (24/09/2019)
Red Hat realiza por primera vez en Chile su evento Ansible Automates (17/07/2019)
Red Hat presenta solución para la identidad digital en el sector público (16/04/2019)
Contáctenos
Dirección: Sucre 2235,
Ñuñoa, Chile
Teléfono: (562) 2433 5500
Email: info@emb.cl
Visite también:
© Copyright 2019 Editora Microbyte Ltda.