Sábado 28 de Enero de 2023       •      Dólar= $807,85      •      UF=$35.277,27       •      UTM=$61.769
26/11/2012
Rockwell Automation ayuda a mejorar la gestión de activos

Gary Pearson, Vicepresidente de Servicios de Rockwell Automation, recomienda la capitalización de sus activos físicos para impulsar la rentabilidad, y de esa forma mejorar la gestión de activos.

“A la mayoría de los gerentes de planta se les solicita operar y mantener las inversiones de capital en niveles similares a años anteriores, o en algunos casos, con reducción de los presupuestos operativos. Como resultado, los fabricantes necesitan identificar las formas de mitigar los costos asociados con sus operaciones. Mientras que los fabricantes suelen pasar por alto la reparación, la gestión de garantías, la organización de almacén y control de inventario, que son respuestas a la previsibilidad del presupuesto y evitar paradas de planta.

En estos casos, una estrategia de gestión de activos integral puede ayudar a reducir significativamente el tiempo de parada no planificado e incrementar la rentabilidad, ayudando a mejorar la gestión de piezas de repuesto y los problemas de reparación.

Mediante un programa de capacitación, gestión de activos y asistencia remota integrados al plan de operaciones de la planta, las empresas pueden lograr una mejor calidad del producto, reducción de desperdicio, bajar el gasto en repuestos y reemplazo de hardware y mejorar la prevención de fallas. También una mayor productividad y más rápido acceso al mercado a través de operaciones más flexibles.

El primer paso en la estrategia de gestión de activos es el de examinar la situación actual y establecer una meta para la mejora. Para esto se deben identificar las áreas críticas de preocupación, para priorizar las necesidades generales de mejora y definir los objetivos en relación con los objetivos de toda la compañía establecidos por el equipo de liderazgo.

A continuación, examinar la disposición de almacén existente y las herramientas de gestión de las partes, realizando una auditoría del inventario de partes, para determinar los niveles adecuados de reservas para cada componente. Entonces, sistemáticamente, relevar las líneas de producción e identificar las partes más críticas para las operaciones. Una vez que los repuestos críticos se han identificado, priorizar qué partes deben estar a la mano y cuáles pueden ser suministradas por los distribuidores o fabricantes en función de la urgencia de la disponibilidad de las mismas. Además, se debe realizar un seguimiento del ciclo de vida de cada producto individual. Cuando una parte falla, averiguar si está en garantía. Si no es así, la reparación de la pieza defectuosa puede ser mucho menos costosa que comprar una nueva”.

Noticias Relacionadas
Rockwell Automation adquiere la empresa de software en la nube Fiix (22/12/2020)
ABB es nombrado líder mundial en gestión de activos empresariales (24/09/2018)
Panduit y Rockwell Automation forman alianza estratégica (07/11/2012)
Contáctenos
Dirección: José Manuel Infante 919, Of. 203,
Providencia, Chile
Teléfono: (562) 2433 5500
Email: info@emb.cl
Visite también:
© Copyright 2019 Editora Microbyte Ltda.