Visítanos en Facebook Síguenos en Twitter
Lunes 25 de Septiembre de 2017          Dólar= $629,25          UF=$26.647,91     •      UTM=$46.600
Carlos Finat, Director Ejecutivo de ACERA:
“El sector ERNC sigue -y seguirá- siendo un motor de la economía”

De acuerdo a las últimas cifras, los proyectos ERNC ingresados al proceso de evaluación ambiental han estado por debajo de lo exhibido en el mismo período de 2016. Para profundizar en este tema, conversamos con Carlos Finat, Director Ejecutivo de ACERA.
Carlos Finat

¿Cómo analiza la baja en los proyectos ingresados a evaluación ambiental?
Es efectivo que ha disminuido el número de proyectos ingresados al Servicio de Evaluación de Impacto Ambiental. Según nuestras estimaciones, en el período julio de 2015/julio de 2016 ingresaron 94 proyectos con una inversión estimada de U$28.665 millones, versus los 48 proyectos ingresados en el período julio de 2016/ julio de 2017, equivalentes a U$15.600 millones. De todas formas, esta cifra de inversión potencial sigue siendo una cifra importante y muestra que el sector ERNC sigue -y seguirá- siendo un motor de la economía en los próximos años.

Asimismo, la potencia asociada a los proyectos ERNC que hoy disponen de una Resolución de Calificación Ambiental equivale a 7,3 veces la potencia de todas las centrales ERNC que actualmente se encuentran en operación. Por lo tanto, a pesar de que se ha evidenciado un decrecimiento en la tasa de ingreso de proyectos al SEIA, existe un “pipeline” de proyectos suficiente para abastecer las necesidades energéticas del país en el mediano plazo. También es importante señalar que el nú- mero de proyectos ingresados al SEIA no es un objetivo en sí mismo y, a nuestro juicio, sirve solo como un indicador de proceso. Si vemos lo que sucede en término de indicadores de resultados, nos damos cuenta de que el número de proyectos ERNC que están constantemente entrando en operación sigue siendo relevante. En los últimos dos años no ha habido variaciones importantes en estas cifras, ya que entra en operación un promedio aproximado de 100MW al mes de nueva potencia ERNC.

En ese sentido, ¿Chile sigue siendo un polo atractivo para las inversiones en ERNC?
Diversos informes muestran que durante 2016, el sector Energía fue el más dinámico de la economía nacional, donde la inversión en ERNC alcanzó niveles superiores a los U$3.000 millones. Lo anterior se debe a que Chile sigue siendo un país atractivo para invertir, con políticas macroeconómicas serias, estabilidad política y, sobre todo, con un mercado maduro y cada vez más competitivo.

Por otro lado, el cambio climático como tendencia global seguirá abriendo oportunidades de negocio en nuestro país, especialmente considerando que nuestro país ha explotado un pequeño porcentaje de todo su potencial de ERNC.

¿Qué faltaría para impulsar el desarrollo de nuevos proyectos en este segmento?
Hay que empezar por reconocer el rol que las ERNC han tenido como una importante palanca en favor de un desarrollo sustentable de todos los sectores econó- micos, como también de la sociedad en su conjunto. Desde esa perspectiva, se tiene que seguir perfeccionando la regulación, de manera que no se transforme en una barrera para explotar los recursos renovables que el país posee y que, por el contrario, entregue las señales económicas correctas, de forma que los actores del mercado internalicen los costos ambientales de las tecnologías que operan. Por otro lado, hay que tener conciencia de que el mundo está viviendo un cambio de paradigma en cuanto a la forma en la cual produce y consume su energía. Chile no va a escapar a los efectos de esta transición energética. Es más, grandes compañías a nivel mundial que operan en el país ya han declarado pú- blicamente que comenzarán a abandonar las tecnologías de generación a partir de fuentes fósiles. En ese sentido, Chile debe comenzar a pensar en qué forma y en qué plazo facilitará la salida de servicio de un parque de generación térmico que, en muchos casos, está llegando al final de su vida útil.

Finalmente, ya contamos con una política de energía de largo plazo, que se desarrolló en un marco amplio de participación. Con igual nivel de participación y consulta, nuestro país debería seguir perfeccionando su política energética con el propósito de ir haciendo frente a los nuevos desafíos tecnológicos, econó- micos y sociales que enfrentará el sector en los próximos años.


El escenario de las ERNC

¿Qué cambios ha experimentado el sector en el último tiempo?
En 2010, las ERNC representaban solo un 3,5% de la generación eléctrica, mientras que en 2017 representa un 15% aproximadamente. Este rápido crecimiento ha venido de la mano de la incorporación de nuevos actores en el mercado, introduciendo competencia, lo que ha resultado en una importante baja de los precios de la energía eléctrica. De igual forma, en los últimos 12 meses, las ERNC han evitado la emisión de al menos 9,5 millones de toneladas de CO2 equivalentes. Desde esta perspectiva, la industria de las ERNC deberá seguir trabajando muy de la mano con las comunidades donde se insertan los proyectos, con el propósito de que se siga apreciando el valor que estas formas de producir energía eléctrica aportan al desarrollo económico y social del país.

¿Cómo describiría el panorama actual de las ERNC a nivel local?
El panorama actual, sin duda, se ve muy auspicioso. Las Tecnologías de la Información y Comunicaciones están penetrando fuertemente al sector a nivel mundial y, poco a poco, Chile se está adaptando a esta nueva realidad. En este sentido, la mejor y más oportuna incorporación de nuevas tecnologías impactará positivamente el rol que las ERNC podrán jugar en la red eléctrica del futuro. Las redes inteligentes, la electromovilidad y las diferentes formas de almacenamiento contribuirán muy fuertemente a que podamos prontamente alcanzar e incluso superar la meta de un 70% de energías renovables a 2050.

Tomando en cuenta el protagonismo que han adquirido las ERNC en las últimas licitaciones eléctricas, ¿cuáles son sus perspectivas para las de 2017?
Creemos que los precios serán el resultado de la interacción natural de los agentes del mercado. Desde esa perspectiva, en ACERA creemos que las ERNC tienen muchas virtudes, no solo económicas, sino que sociales que las hacen estar en un muy buen pie para competir en todas aquellas instancias que sea necesario.

Septiembre 2017
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Ingresa los caracteres de la imagen:
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
GRUPO EDITORIAL EMB
Sucre 2235 Ñuñoa
Santiago
Chile
Fono: (56.2) 433 5500
info@emb.cl
www.channelnews.clww.ng.clwww.gerencia.clwww.embdinero.clwww.embconstruccion.cl
Resolución mínima: 1024 x 768

© Copyright 2011 Editora Microbyte Ltda.