Martes 27 de Octubre de 2020       •      Dólar= $775,63      •      UF=$28.816,38       •      UTM=$50.372

TECNOLOGÍA EN LA MINERÍA
El desafío de ir más allá de lo tradicional
Por Equipo de Prensa Revista ElectroIndustria
La minería chilena presenta a nivel general un avance bastante importante en materia de tecnologías, siendo incluso un referente para otros países, especialmente de la Región. Sin embargo, a juicio de los expertos en el tema, esta industria es aún bastante conservadora en cuanto a innovación, ya que normalmente se incorporan y utilizan herramientas ya probadas.
Foto: Codelco

Actualmente, el nivel tecnológico no es homogéneo en la industria minera. De hecho, mientras las plantas de proceso tienen un nivel de automatización muy elevado, los vehículos mineros, por ejemplo, aún son en su mayoría operados manualmente. Asimismo, la incorporación de TI en la gran minería es mucho mayor que en la mediana y pequeña.

Es así como, dentro de las mineras de mayor envergadura, existe un desarrollo más avanzado en la utilización de TI asociadas a Telecomandos y Comunicaciones Industriales que a las de Automatización y Robótica, ya que las empresas son reacias a los cambios en los procesos productivos. Paul Vallejos, Investigador Asociado del Advanced Mining Technology Center (AMTC) de la Universidad de Chile, asegura que “en los últimos años, la disminución de las leyes mineras ha hecho que las operaciones sean más complejas, profundas y peligrosas, por lo que la industria ha reaccionado a estas nuevas condiciones incorporando más tecnología, con el objeto de aumentar la seguridad de sus trabajadores”.

Paul Vallejos,
Investigador Asociado del Advanced Mining Technology Center (AMTC) Universidad de Chile.
Manuel Duarte-Mermoud,
Profesor Titular Depto. Ingeniería Eléctrica de la Universidad de Chile.
Lucía Pinto,
Presidenta Comité Automatización AIE.
Carolina Lagos,
Presidenta Asociación Chilena de Control Automático (ACCA).
Mónica Brevis,
Presidenta Comité Eléctrico AIE.

Respecto de la Eficiencia Energética, depende mucho de la política-país, ya que todavía existe un gran consumo energético y poca conciencia a nivel general. Sin embargo, para Manuel Duarte- Mermoud, Profesor Titular del Departamento de Ingeniería Eléctrica de la Universidad de Chile, la minería se encuentra en una interesante etapa de incorporación de adelantos tecnológicos tendientes a mejorar los índices. “Aunque estos esfuerzos han comenzado a notarse, se requiere de mayor inversión para lograr una minería más amigable con el medioambiente”, asegura.

Muchas compañías, añade, han definido como objetivo institucional disminuir el consumo energético de sus faenas, fijando porcentajes de reducción esperados y considerando ventanas de tiempo bien definidas. “Esto ha implicado la adecuación de procesos, incorporación de nuevas tecnologías y desarrollo de investigaciones aplicadas innovadoras”.

Con respecto a la automatización, es un campo donde se está avanzado, aunque todavía existe tecnología antigua en las plantas, lo que a veces produce demoras ante reparaciones de los sistemas, generando retrasos en la producción y pérdidas mayores por ser reactivos. “La robótica, por su parte, aún no está muy masificada, pero poco a poco empieza a tomar un crecimiento leve”, explica Lucía Pinto, Presidenta Comité Automatización AIE.

“Las comunicaciones industriales, además de ser robustas, requieren estar conectadas a equipos adecuados y transmitir el valor correcto. Es vital que los instrumentos de medición presenten una buena calibración y un correcto funcionamiento para poder cumplir con las exigencias del proceso”, enfatiza Carolina Lagos, Presidenta Asociación Chilena de Control Automático (ACCA).


Principales retos

Los especialistas concuerdan en que uno de los principales desafíos para el sector minero es la disponibilidad de agua y energía a costos razonables para sus faenas. “Llevamos cerca de seis años con sequía en el norte, lo que afecta enormemente a las comunidades aledañas a las faenas mineras, ya que ellas se abastecen, al igual que las mineras, de napas subterráneas, las cuales cada vez se tornan más profundas y escasas”, señala Lucía Pinto.

Acota que la desalinización del agua de mar que algunas faenas mineras han realizado es bastante valorable, ya que el consumo es mucho mayor que lo que se entrega a los efluentes y, por otra parte, debe ser tratada para no contaminar las napas del sector. “En el tema energético, la incorporación de ERNC juega un papel fundamental. También, la utilización de energía remanente que se encuentra en una serie de procesos mineros estándar está siendo objeto de un cuidadoso análisis para determinar su potencial de producción de energía para ser reutilizada en el mismo u otros procesos”, afirma Duarte.

A juicio de Mónica Brevis, Presidenta Comité Eléctrico de AIE, la implementación de medidas concretas en EE es el principal reto, ya que las acciones son escasas. “Esto va asociado a la innovación en procesos productivos y a la incorporación de equipamiento eficiente, apoyado por un sistema de gestión que lo apalanque dentro de la organización”, enfatiza.

Para Carolina Lagos el tema es bastante claro: “El principal reto tiene relación con una adecuada preparación del capital humano, lo que permitiría una reducción de la resistencia al cambio por parte de los operadores; no basta con incorporar TI, si los trabajadores no están capacitados para su uso”.

De acuerdo a lo que añade Vallejos, es necesario aumentar el nivel de automatización de los vehículos mineros, brindándoles asistencia a los operadores y permitiéndoles operar de forma remota. “Además de aumentar la seguridad de la operación, la tecnología debe evolucionar para alcanzar e idealmente mejorar el rendimiento de la producción manual”.

Otro desafío importante es la disminución de los costos de la automatización, lo que permitiría la incorporación de TI en la mediana y pequeña minería. “El futuro de la minería debe considerar una interacción más fluida entre los sistemas autónomos, teleoperados, operados manualmente y las personas. Actualmente, los sistemas aíslan a las máquinas autónomas de las operadas manualmente y a estas de las personas. En la mina del futuro personas y máquinas operan simultáneamente de forma segura, eficiente y colaborativa”, agrega.


Avances tecnológicos

Según explica Duarte, es necesario distinguir dos tipos de avances tecnológicos: aquellos que se obtienen en otras áreas y que encuentran aplicación en el sector minero y aquellos que se desarrollan motivados por las necesidades propias. “Estas últimas se pueden acelerar para producir impactos interesantes y para las cuales se requiere de acciones coordinadas entre minería, gobierno y actores de investigación e innovación tecnológica”.

Foto: Codelco.

Es complejo avanzar a la par de los avances tecnológicos, señala Carolina Lagos, dado que la minería requiere sistemas tremendamente robustos, capaces de soportar condiciones adversas tales como altas temperaturas, humedad, polvo, vibraciones. “Para ello se requiere una fuerte inversión en el desarrollo e implementación de TI capaces de enfrentar los desafíos de los procesos mineros”.

Como parte de proyectos pasados, destaca que resulta interesante mencionar la incorporación del Proceso Convertidor Teniente y de Molinos SAG en la etapa de molienda de minerales. A su vez, lasTI usadas hoy en plantas desaladoras de agua de mar para uso en los procesos minero-metalúrgicos, constituyen un hito tecnológico. “También es importante mencionar los esfuerzos que se realizan en el tema de recuperación de energía a partir de ductos de concentrado y de relave en faenas mineras”.

De acuerdo a Vallejos, la industria minera chilena ha avanzado a la par de la internacional, siendo incluso pionera en el uso de camiones autónomos en las operaciones a cielo abierto. “Sin embargo, a pesar de sus recientes avances, la industria en general, a nivel internacional, es aún conservadora y la tecnología que utiliza no alcanza el estado del arte”, enfatiza.

Pinto concuerda en ese sentido y enfatiza que realizar un cambio tecnológico en terreno requiere una gran inversión económica y además detener procesos críticos. “Quizás esto se podría mejorar generando plantas piloto para realizar pruebas e investigación para una mejora continua”. Junto a esto, los telecomandos son un gran aporte, ya que permiten que el operario se sitúe fuera de la línea de fuego, aclara Mónica Brevis. “Los avances tecnológicos llegan inmediatamente al país; el problema radica en la falta de políticas al interior de las organizaciones que permitan incorporar estas tecnologías desde el inicio de los proyectos”.


Mayores inversiones

Actualmente existen grandes proyectos de inversión en salas de operaciones integradas, así como en flotas autónomas y/o teleoperadas de vehículos para el transporte de mineral, tanto en operaciones subterráneas como a cielo abierto.

Las mayores inversiones se realizan en temas de agua, energía (a través de la instalación de plantas desaladoras de agua de mar) y de puesta en marcha de centrales eléctricas no convencionales, que incluyen el uso de energía solar y eólica para generar electricidad.

Las limitantes para el crecimiento sostenible son energía y agua, lo que involucra una relación más estrecha con el medioambiente y las comunidades. Por tanto, todo lo que asocie un mejor uso de estos elementos junto a procesos productivos más eficientes, debieran ser foco en inversiones.
Abril 2015
.......
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Notificarme de actividad en este artículo
Ingrese los caracteres de la imagen:
Desayunos
LA MODERNIZACIÓN TECNOLÓGICA DEL SECTOR MINERO: Avanzando hacia la digitalización
AUTOMATIZACIÓN Y CONTROL INDUSTRIAL: Digitalizar los procesos productivos, la clave para el futuro
LA INDUSTRIA ELECTRÓNICA EN CHILE: Construir redes para fortalecer el ecosistema
Contáctenos
Dirección: Sucre 2235,
Ñuñoa, Chile
Teléfono: (562) 2433 5500
Email: info@emb.cl
Visite también:
© Copyright 2019 Editora Microbyte Ltda.