Lunes 26 de Septiembre de 2022       •      Dólar= $963,73      •      UF=$34.203,78       •      UTM=$58.772

ADMINISTRACIÓN DE ACTIVOS EN MINERÍA
Manteniendo el control
Columna gentileza KPMG Internacional. www.kpmg.com/mining

Con operaciones que cuestan millones de dólares, metas ambiciosas de producción y maquinaria costosa, las empresas de minería deben sacar provecho de sus activos para minimizar los cierres de planta o tiempo de inactividad.

Actualmente, las minas tienen una combinación de activos en leasing y propios, con equipos fijos, probablemente manejados y mantenidos de manera interna, y equipos de transportación propios del contratista. Sin importar quién controla los activos, el hecho de mantener una vista clara de su desempeño puede marcar una diferencia en el funcionamiento de un yacimiento.

Como primera etapa, los dueños de minas deberían establecer el tipo y volumen de maquinaria necesaria para lograr los niveles de producción deseados, con horas presupuestadas que definan el porcentaje de utilización de los equipos a base diaria, semanal y mensual.

Los equipos de mantenimiento, como tractores sobre oruga y equipos motoniveladores, mantienen los caminos alrededor de la mina en buenas condiciones y, generalmente, tienen menores niveles de utilización que los esperados.

Los camiones de extracción, palas, excavadoras, rociadores de agua, grúas móviles, torres de iluminación móviles, camioneta de explosivos, chancadoras móviles y pesas de camiones contribuyen a la producción; por ende, se espera que operen durante una mayor cantidad de tiempo.

Si un activo es costoso y fabricado por un par de proveedores o si se necesita para un corto período de tiempo, entonces se prefiere el leasing. Cuando una gran cantidad de fabricantes producen los equipos, en especial en empresas locales, la competencia puede bajar sus precios, dando como resultado un costo menor.


Administración de contratistas

En cuanto a servicios, mantenimiento y suministro de repuestos, las empresas mineras se pueden hacer responsables, externalizar las actividades a un distribuidor o fabricante, o elegir una combinación de ambos. Los contratos generalmente especifican un nivel acordado de disponibilidad de equipos, con recompensas o multas por cumplir o no las metas.

Un contrato de compra de solo suministros permite que los contratistas realicen el mantenimiento y es una elección común para equipos menos críticos. La disponibilidad de repuestos podría influenciar la decisión de compra/arrendamiento, al igual que una falta de acceso podría convencer a una mina de remover un amplio contrato de leasing que incluya servicio completo.

Cuando las minas están en ubicaciones remotas, hay menos vendedores en las cercanías, por lo cual el dueño quizás tendrá que abrir un taller interno.


Infraestructura para mantenimiento

Los servicios puntuales y la respuesta rápida a fallas requieren la movilización correcta de los equipos de soporte y repuestos. La infraestructura para mantenimiento consta de uno o más talleres, una bodega para repuestos y equipos móviles para mantenimiento en campo, los cuales se deben mantener centralizados o sobre terreno.

El mantenimiento se puede separar en tres categorías: menor, mediana y reparaciones. Principalmente, el mantenimiento menor lo realiza un equipo de operaciones o proveedores externos que realizan tareas como revisar filtros, lubricantes o reemplazar neumáticos. El mantenimiento medio incluye responder a incidentes en terreno como una falla de chancadora durante el turno de noche y requiere habilidades más avanzadas, además de camiones de mantenimiento móviles para llegar a cualquier punto de la mina.

Las reparaciones más complejas y que demandan más tiempo se realizarían, generalmente, en un taller centralizado.

La calidad de las operaciones tiende a definir qué tipo de supervisión de mantenimiento se requiere. Por ejemplo, la falta de iluminación apropiada durante los turnos de noche puede causar accidentes y daño, por lo que la instalación de iluminación apropiada ayuda a los conductores a ver mejor el camino y reducir riesgos. En general, buenas prácticas operacionales permiten tener una infraestructura en terreno más eficiente.


Administración de repuestos

Los repuestos se almacenan para mantenimiento general, uso y desgaste o para reparaciones en caso de un colapso. Cuando el mantenimiento se externaliza, el fabricante o distribuidor es responsable de asegurar que el equipo esté limpio y tenga servicio regular, además de mantener todos los componentes en la mina a costa propia. A pesar de que los contratistas operacionales utilizarán sus propios equipos, los dueños de las minas aun así querrán supervisar sus operaciones, para asegurar operaciones ligeras y continuas y para satisfacer requisitos regulatorios.


Mantenimiento de Ejecución

El tipo de horario de mantenimiento puede variar. Algunos eligen un enfoque basado en tiempo con servicio cada tres meses, mientras otros realizan una mantención esencial basada en el uso que, en el caso de un camión de carga frontal, se daría cuando se alcance cierto kilometraje. Otros, prefieren realizar un “mantenimiento basado en condiciones”, solo cuando se predice una potencial falla. Una cuarta opción, llamada “mantenimiento preventivo”, establece fechas específicas para la revisión y servicio de las partes más vulnerables.

Las empresas que desean tener el capital de trabajo bajo estricto control tienden a preferir un mantenimiento basado en condiciones, ya que limita los gastos a equipos y compuestos que necesitan atención de manera urgente. Sin embargo, este mantenimiento basado en condiciones, también requiere inversión en tecnologías de instrumentación para darse cuenta de una variedad de parámetros.

Al analizar las fallas a través del tiempo, es posible construir una base de datos de síntomas y causas, permitiendo a los grupos de mantenimiento encontrar problemas de manera más rápida y predecir colapsos de máquinas de manera anticipada. Además, estos datos se les pueden entregar a los fabricantes de equipos y repuestos para mejorar su diseño, longevidad y minimizar fallas.

Marzo 2014
.......
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Notificarme de actividad en este artículo
Ingrese los caracteres de la imagen:
Desayunos
LA MODERNIZACIÓN TECNOLÓGICA DEL SECTOR MINERO: Avanzando hacia la digitalización
AUTOMATIZACIÓN Y CONTROL INDUSTRIAL: Digitalizar los procesos productivos, la clave para el futuro
LA INDUSTRIA ELECTRÓNICA EN CHILE: Construir redes para fortalecer el ecosistema
Contáctenos
Dirección: José Manuel Infante 919, Of. 203,
Providencia, Chile
Teléfono: (562) 2433 5500
Email: info@emb.cl
Visite también:
© Copyright 2019 Editora Microbyte Ltda.