Lunes 20 de Septiembre de 2021       •      Dólar= $778,88      •      UF=$30.048,36       •      UTM=$52.631

La importancia de proteger el capital humano y la información
Por Juan Aguedo, Director Buildings Business, de Schneider Electric.   www.schneider-electric.cl

El avance de las tecnologías y el incremento de la competitividad en las industrias son un fenómeno que no se detendrá en las próximas décadas. Para el año 2030, los pronósticos macroeconómicos indican que la población mundial crecerá en un 25%, las nuevas economías se multiplicarán por ocho y, por defecto, las amenazas reales a la seguridad también experimentarán un crecimiento.

schne.jpg (17453 bytes)

Frente a tal escenario, el objetivo de las organizaciones irá dirigido a la protección total de sus inmuebles, su información y su capital humano, volviéndose una necesidad el contar con sistemas de control y mecanismos de seguridad integrados de manera transversal.

Sin embargo, el desafío más difícil para la mayoría de las compañías es lograr adoptar esta tecnología sin que su incorporación signifique mayores gastos energéticos, ni emisiones importantes de carbono. La demanda de energía para el año 2050 se multiplicará por dos, generando con esto un aumento en los precios y apagones más frecuentes si se mantiene la tendencia que hoy tenemos, además del cambio climático y conflictos crecientes por acceder y controlar los recursos.

Los actuales niveles de consumo que tienen los edificios, los cuales representan un 18% del total del gasto por sector, hace que más que nunca la eficiencia energética y la seguridad sean cruciales para el éxito de cualquier organización. Una recomendación importante a la hora de elegir un proveedor de soluciones de eficiencia energética en edificios es que éste permita de manera simple lograr certificaciones como la ISO 50001 de gestión energética, destinada a procesos de mejoría continua en edificios existentes; y la LEED, relacionada con la sustentabilidad de las construcciones y operaciones.

Tales prácticas facilitarán la necesaria convergencia entre personas, procesos y la implementación de tecnología, lo que generará una disminución en gastos de capital, además de otorgar una mayor visibilidad entre los distintos sistemas que componen la cadena de valor.


Dominando el consumo energético

Un edificio, cualquiera sea su uso final, presenta subsistemas para el control y monitoreo de la energía, el clima y la seguridad. Actualmente, mantener en óptimas condiciones uno o varios edificios con la creciente cantidad de parámetros a controlar, es un verdadero desafío para cualquier administrador. Por ello, resulta fundamental que el proveedor pueda ofrecer esta combinación de sistemas, entre los que se cuenta la gestión y control de edificios, la gestión de energía, la seguridad, el control de la iluminación, los servicios industriales y la administración adecuada de los centros de datos. Además, es necesario tomar en cuenta que tener el control de todos estos aspectos en una sola plataforma es más económico que manejarlos por separado.

Dicho control debe ser capaz de medir la cantidad y calidad de energía que se emplea en un determinado rubro, establecer posteriormente las bases para un consumo eficiente automatizando los sistemas de la infraestructura y poseer un monitoreo correctivo e inteligente, sólo posible de lograr mediante la utilización de un software que unifique todo lo anterior.

Sin duda, los beneficios de ser eficiente son numerosos y únicos al compararlos con prácticas menos eficaces en el consumo de la energía. Entre los más importantes está el aumento de la productividad, logrado gracias a un aumento en la calidad del ambiente laboral, disminuyendo la rotación de personal y bajando drásticamente las tasas de ausentismo por enfermedad, lo que a largo plazo fortalece la curva de experiencia en los recursos humanos de la organización.

Estos avances son significativos si consideramos que un edificio tradicional utiliza en promedio un 20% más que la energía que efectivamente requiere para operar, y que los excesivos gastos operacionales pueden persistir durante más de 40 años considerando la vida útil de los edificios. Invertir en sistemas que permitan ahorrar energía activamente, es una acción con un corto período de retorno.

Otro beneficio a destacar de la automatización es que logra un aumento en el valor de la propiedad gestionada gracias a la disminución de sus gastos, además de un mejoramiento de la imagen pública de las entidades que emplean estos nuevos sistemas de monitoreo y administración energética.


El desafío ya está en marcha

Recientemente, en Chile fue publicada la Norma ISO 50001, y a su certificación pueden acceder edificaciones de rubros diversos, tales como oficinas, data centers, educación, gobierno, hospitales, hoteles, industria y tecnología, laboratorios, infraestructura residencial, retail y transportes.

La amplia gama de opciones para tener un control más eficiente en el aspecto de seguridad, mediante el debido resguardo de la gente, las ideas y las instalaciones, abre las puertas al desarrollo de una organización, ya que el capital utilizado en energía puede ser invertido en proyectos estratégicos que creen nuevas y sostenidas fuentes de ingresos en los próximos años.

Los cambios en el mundo se gestan a partir de buenas ideas, y si éstas van de la mano con un gasto eficiente de la energía sin diezmar esfuerzos productivos, entonces se trata de una muy buena noticia para cualquier industria.

Con esta revolución en la implementación de estructuras inteligentes, existe una gran oportunidad para convertir la gestión tradicional en una más eficiente, ecológica y segura, acorde a las últimas certificaciones medioambientales y a la real necesidad de cualquier negocio: cuidar sus activos.

Enero 2012
.......
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Notificarme de actividad en este artículo
Ingrese los caracteres de la imagen:
Desayunos
LA MODERNIZACIÓN TECNOLÓGICA DEL SECTOR MINERO: Avanzando hacia la digitalización
AUTOMATIZACIÓN Y CONTROL INDUSTRIAL: Digitalizar los procesos productivos, la clave para el futuro
LA INDUSTRIA ELECTRÓNICA EN CHILE: Construir redes para fortalecer el ecosistema
Contáctenos
Dirección: José Manuel Infante 919, Of. 203,
Providencia, Chile
Teléfono: (562) 2433 5500
Email: info@emb.cl
Visite también:
© Copyright 2019 Editora Microbyte Ltda.