Miércoles 13 de Noviembre de 2019       •      Dólar= $781,89      •      UF=$28.095,18       •      UTM=$49.229

PREVENCIÓN Y CONTROL DE INCENDIOS
Desafíos pendientes

Si bien en Chile disponemos de un código y normas respecto a la seguridad contra incendios, aún nos falta camino por recorrer para llegar a un nivel óptimo de protección; y esto se ve complejo, ya que en diversos casos se evidencian defectos de diseño, falta de un plan de emergencia eficaz y alta concentración de materiales combustibles, entre otros elementos.

En esta complejidad, un proyecto (incluido el de seguridad contra incendios) no termina con la recepción final, es decir, no todo es “diseño y construcción”; también debemos pensar en el mantenimiento, en las modificaciones durante el ciclo de vida del edificio, y en cómo abordamos la contingencia (planes de evacuación, planes de emergencia, coordinación con Bomberos).

Un ejemplo reciente, es la explosión en la Clínica Sanatorio Alemán de Concepción, en donde el desenlace fatal fue por consecuencia de mantenciones no controladas, sistemas de seguridad e inspecciones deficientes (tanto del propietario como de la autoridad), falta de coordinación durante el siniestro y defectos de diseño.

Todo esto sucedió en un edificio que, por su alta complejidad - ya que se trata de una tipología en la cual se espera operación continua y en donde sus ocupantes tienen movilidad reducida-, requiere el máximo nivel de resguardo. En este caso, la cadena de seguridad se rompió y la lectura final es que es necesaria la coordinación bajo el alero de un proyecto estratégico de seguridad contra incendios y que abarca el ciclo de vida del edificio, ya que salvar vidas es lo que debemos perseguir.


Legislación actual

La seguridad contra incendios está recogida en nuestra legislación y contenida en la Ordenanza General de Urbanismo y Construcción (O.G.U.C.). En el capítulo 3, Artículo 4.3.1 se definen los objetivos de protección, lo cual es fundamental para definir que salvar vidas es siempre un objetivo de protección.

Por otro lado, existe una serie de requisitos contenidos en diferentes Decretos Supremos y Normas Chilenas que de alguna manera vienen a complementar a la O.G.U.C. Estos requisitos normativos tienen origen en diferentes ministerios, lo que genera dispersión, y la consecuencia de que sean poco o parcialmente conocidos por la comunidad técnica. Esta situación que puede verse como confusa, no significa que no se tenga que cumplir con el objetivo de protección definido anteriormente.

¿Cómo mejorar la normativa existente? El MINVU está trabajando en la actualización del Capítulo 3 y en una importante modificación de la zona vertical de seguridad.

Es de esperar que al menos la primera parte entre pronto en vigencia. No nos podemos permitir pérdidas humanas por causa de los incendios.


Tipos de protección

La protección pasiva consiste en los elementos y/o sistemas constructivos presentes en el edificio que retrasan o impiden la propagación del fuego, permitiendo la evacuación de los ocupantes y asegurando la estabilidad de la estructura para este fin y para permitir la llegada de Bomberos.

La protección pasiva también está muy relacionada con el concepto de compartimentación. Por su parte, la protección activa consiste en sistemas conectados a sensores o dispositivos de detección que se activan automáticamente para extinguir un incendio, descargando agentes extintores como agua, gases, espumas o polvos químicos.

Me gustaría recalcar que el concepto principal para crear seguridad involucra el concepto de que un edificio debe estar diseñado para autoprotegerse o para el control automático del incendio y para limitar la propagación del fuego.

Considerando que los edificios son cada vez más complejos (en construcción y en uso), el diseño debe incluir tanto protección activa como pasiva para proporcionar protección óptima contra incendio.


Diseño arquitectónico

Y si el diseño arquitectónico de un edificio influye en el desempeño de la seguridad contra incendios, entonces ¿Por qué no pensar en una estrategia en el diseño de protección contra incendios? De esta manera podríamos alcanzar un diseño seguro en la medida que seamos capaces de definir una estrategia contra incendios integral (competencia técnica coordinada más un código robusto y armónico). Acá la autoridad y la comunidad técnica tienen mucho que decir. Un mal diseño conduce a una construcción deficiente.


Protección Activa y Pasiva

La protección pasiva contra incendios considera la disposición de materiales y elementos constructivos que permiten entregar algún nivel de seguridad. La normativa existente indica que las construcciones deben contar con sistemas orientados retrasar o impedir la propagación de fuego, potenciando así la estabilidad de la estructura. Ejemplos de protección pasiva son, entre otros, las soluciones para compartimentación de recintos y de recubrimiento para retardar el calentamiento de elementos estructurales.

En tanto, la protección activa incluye los sistemas de activación automática de detección, alarma y extinción. En este ámbito se encuentran productos tales como rociadores y detectores de humo.

Cabe señalar que un sistema ideal de resguardo, debería incluir ambos tipos de protección.


Fuente: Edith Pacci, Arquitecto UCh. Máster en Tecnologías de la Edificación, Universidad Politécnica de Madrid, España, y Diplomado Diseño contra Incendios, IDIEM - Universidad de Chile. Socia en BP Consultores/ Smart Fire Design. Presidenta del Comité de Tecnología en el Colegio de Arquitectos de Chile.
Noviembre 2018
.......
Comentarios acerca de este artículo
graciela leiva riquelme particular (18/01/2019)
Excelente artículo
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Notificarme de actividad en este artículo
Ingrese los caracteres de la imagen:
Desayunos
CLIMATIZACIÓN: Un mercado centrado en mejorar la calidad de vida
AISLACIÓN TÉRMICA Y ACÚSTICA: Aportando al buen vivir
VENTANAS Y HERRAJES: Los desafíos de un mercado altamente competitivo
Contáctenos
Dirección: Sucre 2235,
Ñuñoa, Chile
Teléfono: (562) 2433 5500
Email: info@emb.cl
Visite también:
© Copyright 2019 Editora Microbyte Ltda.