Miércoles 26 de Enero de 2022       •      Dólar= $799,68      •      UF=$31.172,57       •      UTM=$54.442
Impermeabilización para Edificios
Por Jorge Montégu Soler, Constructor Civil de la Pontificia Universidad Católica de Chile y académico de la Escuela de Construcción Civil de la Universidad Mayor.

El ser humano siempre ha tenido la necesidad de protegerse contra las inclemencias de la naturaleza, contexto dentro del cual la evolución y desarrollo de sistemas tendientes a impermeabilizar viviendas ha sido una constante en el tiempo.

En busca de confort

Motivado por el logro de bienestar y confort, a lo largo de su historia el hombre permanentemente ha desarrollado materiales y procedimientos para construir viviendas más resistentes y durables, luchando, además, contra las inclemencias climáticas mediante barreras contra el calor y el frío y contra la penetración de agua y humedad desde el exterior.

Es así como ha utilizado distintos materiales, tales como mamposterías de piedra y albañilería de ladrillos, morteros de unión y recubrimiento y, posteriormente, hormigones simples y armados para llegar luego a las estructuras de hormigón visto o arquitectónico además de otros desafíos.

Para mejorar la impermeabilidad de las construcciones se ha recurrido a la utilización de materiales derivados del petróleo de aplicación en caliente o diluidos en solventes para aplicación en frío. Estas soluciones han ido evolucionando en el tiempo en diferentes tipos de aplicaciones entre las cuales se pueden distinguir impermeabilizantes superficiales en forma de capa adherida en base a cemento, asfáltica y otros y recubrimientos flexibles y/o elásticos para aplicar exteriormente.


Desafíos de la impermeabilización de edificios


Hoy en día es frecuente ver edificios con más subterráneos para disponer de mayor cantidad de estacionamientos y espacios útiles para las instalaciones que requieren de ambientes muy controlados, como es el caso de las clínicas y hoteles. Al existir una mayor profundidad de fundaciones, es posible encontrar en muchas ocasiones napas freáticas, napas colgadas o aguas de infiltración, siendo necesario impermeabilizar los muros e incluso la losa o radier bajo el último subterráneo.

En varios casos, con el objetivo de maximizar la utilización del suelo, las excavaciones son verticales en los deslindes del sitio lo que implica que las impermeabilizaciones deben ser hechas contra terreno, antes de ejecutar los muros perimetrales. Una situación parecida ocurre en la construcción en faldas de cerros y bordes de ríos.

Otro desafío interesante es cuando se debe impermeabilizar terrazas y cubiertas vegetales, que requieren de soluciones seguras con sistemas de drenaje para eliminar las aguas en exceso provenientes del riego y lluvias. También son retos atractivos impermeabilizar terrazas transitables con o sin aislamiento térmico, con diversos tipos de pavimentos; piscinas en pisos superiores y con equipamiento comunitario; y plazas, estacionamientos y jardines sobre subterráneos.


Amplia gama de productos


Las distintas necesidades existentes en la industria en materia de impermeabilización, ha motivado el desarrollo de diversos sistemas que deben combinar calidad, tecnología, costos competitivos y una fácil aplicación, entre otros atributos.

En el país existe una amplia gama de productos de impermeabilización; una variedad de marcas y formulaciones que cumplen con los requisitos basados en normativas de los países de origen y preferentemente en las normas americanas ASTM. Ello dificulta a veces la comparación, por lo que es necesario potenciar una adecuada homologación entre las distintas alternativas.

Según su forma de aplicación, destacan las siguientes soluciones:

Impermeabilidad en la masa de morteros y hormigones de cemento


Con el fin de disminuir la porosidad, se emplean aditivos hidrófugos y otros que actúan por cristalización en los poros. La solución es efectiva pero está limitada por la calidad de las mezclas y la presencia eventual de fisuras y defectos de construcción.


Impermeabilización superficial


A las soluciones tradicionales de recubrimientos con productos asfálticos diluidos, se suman hoy productos cementicios modificados con polímeros para su mayor flexibilidad. También destacan los productos sintéticos en base a poliuretanos que tienen una elevada elasticidad, superior a 600% de elongación y gran adherencia al sustrato, además de una fácil aplicación.


Impermeabilización con membranas


Tradicionalmente han tenido un empleo muy extendido las láminas asfálticas modificadas con cauchos sintéticos y reforzadas con tejidos de poliéster y otros, de distinto gramaje y espesores según aplicación, unidas por termofusión en una o más capas.

Soluciones más modernas se basan en materiales sintéticos como las membranas de PVC (cloruro de polivinilo), PIB (poli isobutileno) y otras, con distintos tipos de refuerzo. En general, todas estas tienen el inconveniente de no quedar bien adheridas, permitiendo que el agua que se filtre por eventuales defectos de ejecución, transite entre la membrana y la estructura, haciendo muy difícil la detección del punto de falla.


Membranas de bentonita


Constituida por una capa de bentonita sódica entre dos paños de geotextil unidos por un proceso de agujado, o bien, una capa de geotextil y otra de polietilenos de alta densidad HDPE, la bentonita sódica es un compuesto natural en forma de pequeños gránulos que expanden en contacto con el agua, sellando las cavidades y permitiendo su unión por simple traslapo, sin requerir de termo fusión o adhesivos. Se aplica principalmente en obras bajo tierra y para un buen resultado necesitan estar confinadas con una carga de a lo menos 150 kg/m².


Mantas drenantes


Son un complemento importante en las obras bajo tierra para permitir la evacuación de las aguas hacia zonas inferiores de infiltración en el terreno, evitando así la presión hidrostática contra los muros; en general son fabricadas de polietileno de alta densidad suministradas en rollos con una o dos paños de geotextil unidos a la superficie y que actúan como filtro para retener las partículas finas del suelo. En el caso de losas con jardines, se emplean elementos rígidos en forma de baldosas que permiten el escurrimiento del agua a través de cavidades en su estructura.

Cabe señalar que es importante disponer antes del inicio de un proyecto de construcción, de un Proyecto de Impermeabilización, ya que, además de existir diversas soluciones y productos, hay variados proyectos con distintos requerimientos y desafíos para asegurar la estanqueidad y durabilidad de las obras.

Es por ello que un Proyecto de Impermeabilización junto con los proyectos de arquitectura, cálculo y otras especialidades, conforman el legajo de antecedentes necesario para asegurar la calidad y productividad en la edificación.

Junio 2013
.......
Comentarios acerca de este artículo
johnny gonzales asfaltos chile eurocret (24/09/2014)
maestro en todo los productos de impermeabilizacion tales como menbranas cementicios bentonita pvc ofrese sus servicios
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Notificarme de actividad en este artículo
Ingrese los caracteres de la imagen:
Desayunos
CLIMATIZACIÓN: Un mercado centrado en mejorar la calidad de vida
AISLACIÓN TÉRMICA Y ACÚSTICA: Aportando al buen vivir
VENTANAS Y HERRAJES: Los desafíos de un mercado altamente competitivo
Contáctenos
Dirección: José Manuel Infante 919,
Providencia, Chile
Teléfono: (562) 2433 5500
Email: info@emb.cl
Visite también:
© Copyright 2019 Editora Microbyte Ltda.