Miércoles 11 de Diciembre de 2019       •      Dólar= $777,52      •      UF=$       •      UTM=$49.623
Constructora Inarco
Calidad certificada con
Madera CMPC Estructural

En el mercado europeo, se clasifica la Madera Estructural según su grado de resistencia, el cual se obtiene a través de una serie de ensayos mecánicos. CMPC Maderas aplica este proceso en sus productos de exportación hacia el Reino Unido, por lo que Constructora Inarco, líder nacional en el área de la construcción agro-industrial, decidió usar este producto para garantizar la calidad de la construcción de pabellones avícola y de ganado porcino para los principales productores del sector. Para conocer la relación que existe entre ambas empresas, conversamos con Arturo Pincheira, Sub Gerente de Ventas de CMPC Maderas y José Francisco Silva, Gerente de Operaciones de Constructora Inarco S.A.

Es un hecho conocido que para garantizar la calidad final de una construcción, ya sea habita-cional o industrial, hay que certificar que los materiales usados sean de la categoría adecuada. Así es como, actualmente, varias empresas constructoras realizan sus trabajos bajo la inspección de otras firmas, que aprueban o no la utilización de ciertos

productos tras verificar su apego a las especificaciones y el estado en que se encuentran.


Por calidad y economía

Específicamente, en el caso de las maderas estructurales no siempre está claro cuando se está dentro de la norma acordada, pues, en nuestro país, la normativa vigente sólo contempla pruebas visuales para otorgar los grados de resistencia G1 y G2 y no pruebas científicas para determinarlo objetivamente, como las realizadas en otras partes del mundo. Esto, provoca diferencias de criterios entre los constructores y los encargados de la inspección, ocasionando atrasos y pérdida de recursos en las obras.

Para edificar pabellones de ganado porcino y avícola, Constructora Inarco decidió usar madera estructural, porque, como explica Silva, «el ambiente de los criaderos es muy agresivo y nocivo para los materiales y este tipo de madera es más económica que el metal galvanizado». Por lo tanto, para asegurar la calidad y no retrasar las fechas de entrega de las obras, decidieron usar Madera CMPC Estructural. «Antiguamente, se efectuaban inspecciones, tanto propias como externas, y se nos presentaban altas tasas de rechazo en los controles. La clasificación era a través de un examen visual, con consideraciones tales co-mo la cantidad o el tamaño de los nudos, obligándonos a devolverlo, lo que nos ocasionaba una pérdida de tiempo y dinero. Necesitábamos abastecer a nuestra fuerza de trabajo y la desclasificación, simplemente, consumía demasiados recursos».


Resistencia certificada

De esta manera, la empresa optó por buscar proveedores que pudieran validar objetivamente los grados de resistencia de sus maderas. Tras estudiar otras posibilidades, se dirigieron a CMPC Maderas, en cuyas instalaciones se realizan las pruebas de certificación exigidas para la exportación hacia el Reino Unido, y que cumplen con los estándares de calidad de las normas ISO 9003 y están sujetos a inspecciones anuales en terreno por parte de BM TRADA, organismo certificador reconocido mundialmente.

Para la clasificación del Pino Radiata, se usan principalmente métodos visuales según las

normas NCh 1207 y NCh 1198. En cambio, para cumplir con los estándares de la Comunidad Europea, se desarrolló un proceso mecánico de clasificación que sigue la tecnología aplicada en ese mercado, y que permite separar la madera según su densidad, variable que está directamente relacionada con la rigidez y resistencia del material y que no es considerada por los métodos visuales. Para comprobar que ca-da pieza esté libre de problemas, es sometida a un control visual tras los procesos mecánicos.

Los ejecutivos de Constructora Inarco invitaron a su empresa de inspección a observar este procedimiento y tuvieron «la posibilidad de conocer completamente el proceso de producción, sus instalaciones y materias primas, además de presenciar una serie de ensayos. Posteriormente, ratificaron nuestra decisión de comprar estos materiales, lo que implica un importante ahorro de tiempo en nuestra cadena de producción porque los rechazos se han minimizado en forma importante», como explica el ejecutivo.


Madera de primer nivel

Además de la certificación de resistencia por el proceso antes mencionado, el uso de Maderas CMPC Estructurales conlleva una serie de beneficios. «Por ejemplo, su versatilidad le permite combinaciones con pernos y conectores en aplicaciones de grandes secciones, transformándose en una excelente solución alternativa de vigas estructurales que están sometidas a grandes solicitaciones de carga», afirma Pincheira.

Por otra parte, al ser protegida con un tratamiento superficial, como el barniz, puede soportar cambios climáticos considerables, sin afectar sus características estéticas y niveles de resistencia. Adicio-nalmente, su bajo contenido de humedad (entre 15% y 18%) le otorga un comportamiento estable en el tiempo. Todas estas características hacen de Madera CMPC Estructural, en definitiva, un material seguro y eficiente para cualquier tipo de construcción.

Diciembre 2001
.......
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Notificarme de actividad en este artículo
Ingrese los caracteres de la imagen:
Desayunos
CLIMATIZACIÓN: Un mercado centrado en mejorar la calidad de vida
AISLACIÓN TÉRMICA Y ACÚSTICA: Aportando al buen vivir
VENTANAS Y HERRAJES: Los desafíos de un mercado altamente competitivo
Contáctenos
Dirección: Sucre 2235,
Ñuñoa, Chile
Teléfono: (562) 2433 5500
Email: info@emb.cl
Visite también:
© Copyright 2019 Editora Microbyte Ltda.