Inicio
Facebook
Twitter
Lunes 23 de Octubre de 2017         •         Dólar= $631,11         •         UF=$26.648,67         •         UTM=$46.786

Iluminación Inmobiliaria y Urbana:
Un rubro en permanente evolución
d1000.jpg (21031 bytes)

El mercado de la iluminación en Chile se caracteriza por ser bastante heterogéneo, con numerosos actores y, por ende, una amplia gama de productos que permiten dar solución a las necesidades de los distintos proyectos inmobiliarios y urbanos -y de la industria en general-.

Para conocer las tecnologías existentes, los últimos adelantos y los desafíos pendientes, conversamos con destacados representantes del sector en el siguiente Desayuno de Revista EMB Construcción.

Paulina Villalobos,
DIAV
Jaime Hurtado,
CLAS INGENIERIA ELECTRICA
Robert Hernández,
PROLED
Juan Carlos Rodríguez,
SOCIEDAD COMERCIAL KEIM LTDA
Michael Veloz,
ENERGIA ELECTRICA LTDA
Daniel Kuzniecki,
D+LED
Daniela Salcedo,
EMELTA
Valeria Gallardo,
SCHREDER CHILE
Roger Riquelme,
LED STUDIO
Marcelo Reyes,
WORLD BRIDGE
Francisco Ríos,
KERSTING
Andrés González,
EGLO
Daniel Muñoz,
GENERAL ELECTRIC

La luz natural es clave para la vida de todo ser vivo, por lo que, como señala Paulina Villalobos, arquitecta y lighting designer de Diav, debe privilegiarse al momento de diseñar un proyecto. "La iluminación artificial debe entenderse como un soporte que suple lo que no entrega un recinto a través de la luz natural", explica.

Las prestaciones que brinda la iluminación artificial son variadas: entregar la luz adecuada para desarrollar actividades; brindar calidez a los ambientes interiores y confort a sus moradores; crear ciertas atmósferas en un ambiente; resaltar detalles; dar seguridad y muchas otras que pueden resumirse en ofrecer una mejor calidad de vida.

Las opciones a la hora de iluminar artificialmente un espacio interior y/o exterior son muchas. Como añade la profesional de Diav, hay, básicamente, tres tipos de generación de iluminación: la incandescencia (donde se encuentran las ampolletas más comunes); las lámparas de descarga (tales como fluorescentes, haluro metálico, sodio de alta presión y vapor de mercurio); y los sólidos electroluminiscentes (donde se encuentran los LED).

En general, la fluorescencia tiene una alta demanda en el segmento residencial, en tanto que en el alumbrado público lo que más se utiliza hoy es haluro metálico y sodio de alta presión.

En todo caso, si bien en el mercado se comercializa un amplio espectro de soluciones, Jaime Hurtado, Jefe Area Iluminación de Clas Ingeniería Eléctrica, enfatiza que "es importante tener presente que no hay una fuente de iluminación única para una aplicación específica", ya que cada una de ellas tiene diversos atributos, según sea la necesidad de un proyecto dado.

 

Por un mercado informado

Entre las nuevas propuestas de iluminación que experimentan una gran demanda, destaca la tecnología LED. Robert Hernández, Gerente Comercial de Proled, comenta que "este mercado es bastante heterogéneo, ya que hay varios actores, cada uno de los cuales participa con una amplia variedad de productos para responder a la demanda de los clientes". Al respecto, Juan Carlos Rodríguez, Ventas Proyectos LED de Sociedad Comercial Keim, indica que, en algunos casos, quienes comercializan estas soluciones deben aumentar su conocimiento para asesorar adecuadamente a sus clientes y entregarles un producto que satisfaga de modo efectivo sus necesidades.

En cuanto a la regulación existente en el mercado de iluminación, Michael Veloz, Gerente Organismo de Certificación de Energía Eléctrica Ltda., precisa que hay una regulación para varios productos, como por ejemplo las luminarias incandescentes y las fluorescentes, entre otras. Añade que la regulación o no regulación pasa fundamentalmente porque la Superintendencia de Electricidad y Combustibles emite o exige la certificación a ciertos productos cuando pasan a ser considerados masivos o de inserción en la casa-habitación.

En el caso de las luminarias LED, resulta más complejo introducir regulaciones, al tratarse de una tecnología en constante cambio. Ahondando en el tema, Paulina Villalobos resalta que deberían exigirse parámetros mínimos de información para que un producto LED pueda ingresar al país, tales como lúmenes, consumo, temperatura, índice de reproducción cromática, IP, factor de potencia y porcentaje de armónico. Agrega que el tema de las regulaciones debe apuntar no a la calidad del producto en sí, sino que a la calidad del servicio o prestación que éste entrega en materia de iluminación.

 

Eficiencia energética

Cada vez son más los clientes preocupados de que el mercado de este mercado considere el cuidado del medioambiente, la construcción sustentable y el uso eficiente de la energía, entre otros estos aspectos.

En el caso de las luminarias incandescentes y fluorescentes, Michael Veloz sostiene que la eficiencia energética está regulada en tres parámetros: flujo lumínico, potencia y horas de vida declaradas por el proveedor.

En lo que respecta al LED, esta iluminación se ha transformado en un importante referente a la hora de aportar al consumo eficiente de energía, siendo una de sus principales características, además de su resistencia, el ser programable. En todo caso, como acotan algunos de los invitados presentes en este Desayuno, la eficiencia energética como servicio dependerá, finalmente, de lo que el cliente esté buscando como parámetro, existiendo varias opciones según sea el requerimiento.

A modo de ejemplo de la relevancia que puede tener la selección informada de productos en pos de un uso eficiente de la energía, Paulina Villalobos comenta que "en nuestra oficina hicimos dos grandes proyectos orientados a empresas, donde utilizamos distintas tecnologías altamente eficientes y programables, que permitieron lograr un 80% de ahorro en consumo energético, lo que significaba varios millones de pesos de ahorro por este concepto, permitiendo recuperar la inversión en un período determinado". Este caso, sin embargo, correspondió a un proyecto de alto nivel e inversión, donde la adquisición de equipos relacionados con iluminación representaba el 10% del costo total de la obra.

Tal como se aprecia en el ejemplo anterior, la implementación de proyectos de iluminación eficientes se da más en el sector empresarial y corporativo.

Robert Hernández comenta que, dada la importancia de este tema, "hace falta por parte del Gobierno una reglamentación que incentive el uso de tecnologías que tiendan a la eficiencia y ahorro en el consumo energético".

Otro desafío pendiente es, a juicio de Daniel Kuzniecki, Gerente Comercial de D+LED, "potenciar un proceso de aprendizaje del proveedor, cliente, distribuidor, usuario e instalador, en cuanto a la importancia de realizar una adecuada implementación". En este tema, Daniela Salcedo, Arquitecta Departamento de Iluminación de Emelta, puntualiza que es importante tener en cuenta que al hablarse del costo total de un proyecto de iluminación, existe un costo por la implementación como tal y otro por concepto de mantención.

 


Tendencias

Michael Veloz destaca que una de las áreas que marcará tendencia es el uso de tecnología LED en el alumbrado público. Al respecto, Valeria Gallardo, Subgerente de Marketing de Schréder Chile, señala que actualmente existe en el Ministerio de Energía un nuevo Reglamento sobre Alumbrado Público, aún no promulgado, que fomenta el uso eficiente de la energía eléctrica mediante la introducción de nuevas tecnologías, lo cual es clave, ya que hoy el 70% del gasto en energía municipal corresponde a este ítem y que "con la aprobación de este nuevo Reglamento se podrían realizar cambios masivos de luminarias con tecnologías como las nuestras, que aporten a la eficiencia energética y eleven el estándar actual del mercado", afirma.

Otras tendencias que se harán presente en este mercado es la nueva tecnología OLED (Organic Light-Emitting Diode), que da posibilidades más amplias; y el sistema de iluminación en base a plasma, que posee muchos lúmenes por watt, aunque aún es muy caro.

Paulina Villalobos concluye que hoy se busca corregir los errores del pasado; la pasividad del modernismo y de una arquitectura que muchas veces privilegia los proyectos de escasa superficie, con mucha luz artificial. "La iluminación tiene que buscar la felicidad, el bien común, la calidad de vida y, en ese escenario, la luz artificial debe parecerse lo más posible a la luz natural", concluye.

Septiembre 2011
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Ingresa los caracteres de la imagen:
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
GRUPO EDITORIAL EMB
Sucre 2235 Ñuñoa
Santiago
Chile
Fono: (56.2) 433 5500
info@emb.cl
www.channelnews.clww.ng.clwww.gerencia.clwww.embdinero.clwww.electroindustria.cl
Resolución mínima: 1024 x 768

© Copyright 201
2 Editora Microbyte Ltda.