Inicio
Facebook
Twitter
Lunes 23 de Octubre de 2017         •         Dólar= $631,11         •         UF=$26.648,67         •         UTM=$46.786

El acero en la construcción
El desafío de los edificios en altura
d1000.jpg (17240 bytes)

Los cerca de 600 Kg de acero por persona al año que en promedio consumen los países desarrollados, deja claro que Chile tiene aún mucho camino por recorrer en el uso de este material. Nuestro país registra un consumo per cápita anual cercano a los 200 Kg, de los cuales menos de un tercio se utiliza en construcción. Pero ¿Por qué en Chile, a diferencia de las grandes potencias, el acero no se utiliza en mayor porcentaje? Al respecto, los expertos son categóricos: no existe mano de obra suficientemente calificada, el precio del acero en Chile es caro en relación a otras materias primas y las ventajas de su uso aún no han sido bien difundidas. Respecto a cómo el acero proyecta posicionarse en construcción de edificios y la fórmula para seguir ganando terreno en las obras industriales, conversamos con destacadas empresas proveedoras, en el desayuno organizado por la Revista EMB Construcción.

Manuel Campos,
COMPAÑIA SIDERURGICA HUACHIPATO
Gustavo Versluys,
COMPAÑIA SIDERURGICA HUACHIPATO
Luis González,
ICHA
Rodrigo Sahurie,
MULTIACEROS
Roberto Palma,
CENTROACERO
Mario Bravo,
ACEROS OTERO
Mateo Burgos,
HUNTER DOUGLAS
Carlos Inostroza,
KUPFER
César Aedo,
CENTROACERO

Desde el año 2000, la producción de acero se ha incrementado notablemente a nivel mundial. Liderada por países como China -que ha doblado su producción durante los últimos seis años-, la cifra total alcanza los 1.100 millones de toneladas, fiel reflejo de que el acero está ocupando una posición preponderante dentro del crítico mundo de las materias primas.

En Chile, anualmente se producen 2 millones 800 mil toneladas, lo que a juicio de Manuel Campos, Ingeniero de la Unidad de Asistencia a Clientes de Compañía Siderúrgica Huachi-pato (CAP), representa una evolución histórica normal, y que nos indica que aunque nuestro consumo per cápita es positivo, el porcentaje utilizado en construcción es aún bajo en relación a las expectativas de esta industria. Y es que como señala Gustavo Versluys, Representante de Ventas de Compañía Siderúrgica Huachi-pato, el consumo de acero en la construcción es cercano a las 500 mil toneladas anuales, las que han ido creciendo desde el año 2000 hasta hoy.

 

Hacia la cultura del acero

Según datos del Instituto Chileno del Acero, ICHA, en nuestro país las estructuras de acero utilizadas en edificios habitacionales alcanzan el 5%, mientras que en países desarrollados -como Inglaterra, por ejemplo- los edificios construidos en acero son del orden de 70%. Esto se explica, según Luis González, Ingeniero Civil del ICHA, "fundamentalmente por un tema de cultura. En Inglaterra se valoran las ventajas del acero. Además, se ha demostrado que con nuevas tecnologías y productos se pueden lograr edificaciones más eficientes térmicamente; espacios con verdadero confort, superior a lo que se obtiene con otros materiales".

El problema es que como indica Rodrigo Sahurie, Gerente de Multi-Aceros, los países de Europa y Asia tienen una disponibilidad de acero mayor. "Chile básicamente depende de la CAP, con una importación restringida y normada, por lo tanto, el precio local del acero pudiese ser un poco más alto que en otros países. Eso explica que, por ejemplo, en Estados Unidos la construcción en acero se empine por sobre el 50%, porque la disponibilidad del material es mayor".

Según el ejecutivo de MultiAceros, en la medida en que la oferta sea limitada, la motivación para que las empresas cambien sus sistemas constructivos va a ser menor. A juicio de Gustavo Versluys, el alza del precio del acero es un efecto de la demanda internacional, pues señala que la política de precios interna está claramente definida de acuerdo a los precios internacionales. En esta tendencia al alza, como indica Manuel Campos, influye también el precio de las materias primas utilizadas como energéticos en la producción de acero, entre ellos el carbón siderúrgico -de características especiales y bajo porcentaje de azufre- y el hierro, los que de un valor histórico del orden de US$50 a US$60 la tonelada, subió a US$120 el 2005.

Pero más allá del precio, Luis González señala que para construir una cultura en torno al uso del acero es necesario intensificar los esfuerzos en el tema de capacitación, para aspirar -en el mediano y corto plazo- a contar con mano de obra calificada. "En Brasil, por ejemplo, se han creado universi-dades en torno al acero. Se ha masi-ficado su uso y por consiguiente el consumo ha crecido significativa-mente", asegura Roberto Palma, Ejecutivo de Ventas de CentroAcero.

 

Construcción en acero

Sin lugar a dudas, según Mario Bravo, Gerente Comercial de Aceros Otero, el acero se ha consolidado como material constructivo en obras industriales. Como indica Mateo Burgos, Gerente de Producción de Hunter Douglas, la mayoría de las bodegas y plantas productivas en Chile se hacen íntegramente en acero. Sin embargo, las empresas proveedoras de este material coinciden en afirmar que la edificación en altura es el gran desafío que se han auto impuesto. Porque, claramente, para Carlos Inostroza, Subgerente de Kupfer, desde el punto de vista no industrial, en Chile prácticamente no se construye en acero, lo que explica la escasez de ejemplos de edificios construidos con él.

Y es que además del nuevo edificio Costanera Center -próximo a construirse y en el que se utilizarán 80 mil toneladas de acero-, algunas plantas de tratamiento de aguas y las recientes autopistas, no existen grandes desarrollos constructivos en acero. Aunque el consumo de este material ha aumentado, especialmente porque los diseños arquitectónicos consideran el acero hoy más que antes, según sus proveedores, queda mucho por hacer en cuanto a construcción de edificios con este material. Muchos de ellos trabajan para promover su uso en oficinas de arquitectura y universidades, para compensar la difusión que otros materiales tienen en las casas de estudio, a diferencia de las aplicaciones constructivas del acero; muy incipientes aún.

Para revertir esta situación, una de las iniciativas puestas en marcha por el Instituto Chileno del Acero es un manual de arquitectura, orientado a edificios de hasta cinco pisos, que analiza todas las variables críticas de una edificación en acero, como aislación térmica y acústica, además de protección al fuego y a la corrosión, de manera de entregar las herramientas necesarias para lograr mejores calidades que con otros materiales constructivos. Este instructivo, que será publicado próximamen-te, es para el ICHA una punta de lanza y una instancia que permitirá al arquitecto tener la certeza de que una estructura en acero puede cumplir con todos los requisitos de habita-bilidad requeridos hoy en día.

Otras iniciativas apuntan a edificios más altos, donde se utilizan perfiles de acero de mayores dimensiones. Asimismo, el ICHA está elaborando junto con el MOP un manual de diseño y construcción de puentes en ace-ro; iniciativas que apuntan en la misma dirección: promover el uso del acero más allá del mundo industrial.

 

Rapidez constructiva y seguridad sísmica

Según César Aedo, Ejecutivo de Ventas de CentroAcero, las ventajas de este material en el mercado de la construcción son categóricas. Y la rapidez es, a juicio de Mateo Burgos, una de las principales. "En Europa, los métodos constructivos utilizan masivamente el concepto de ‘Edificación Seca’, hecha en base a acero, la que privilegian por lo rápido y eficiente que resulta al levantar edificios, porque la velocidad de construcción es realmente insuperable", asegura el profesional.

Otra gran cualidad, en opinión de Rodrigo Sahurie, es que el acero es mucho más ecológico que otros materiales. Asimismo, una ventaja importante es que la construcción con éste amplía los espacios, optimizan-do los metros cuadrados útiles. "Los es-tudios europeos al respecto certifican que genera mayores espacios, cerca de 2,5%, lo cual es bastante cuando se trata de amplias superficies", señala el Gerente de MultiAceros.

Para César Aedo, el acero tiene mucho que decir en la construcción de puentes. "En el tema del cálculo estructural el acero entrega muchos beneficios, fundamentalmente porque es un material altamente resistente, pero a la vez dúctil y flexible", ex-plica. Como indica Carlos Inostroza, las construcciones en acero son más livianas, por lo tanto, la masa es me-nor y eso tiene muchas ventajas asís-micas, lo que lo convierte en un material más seguro, especialmente en un país como Chile. Junto con eso, insiste el ejecutivo de Kupfer, aporta gran belleza arquitectónica a las construcciones.

Actualmente, es muy común en todas partes del mundo construir en base a perfiles de acero revestidos con otros materiales en la superficie, lo que ocurre en todas partes del mundo. De esa manera, señala Manuel Campos, se aprovechan las ventajas de simplicidad y rapidez que aportan las estructuras en acero.

El siguiente paso es, según el Ingeniero del ICHA, promover las cualidades del acero también en el campo del diseño arquitectónico.

No hay que perder de vista, según Luis González, que los edificios más imponentes están construidos en acero; íconos del desarrollo tecnológico y arquitectónico, como el Edificio Taipei, el más alto del mundo.

Septiembre 2006
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Ingresa los caracteres de la imagen:
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
GRUPO EDITORIAL EMB
Sucre 2235 Ñuñoa
Santiago
Chile
Fono: (56.2) 433 5500
info@emb.cl
www.channelnews.clww.ng.clwww.gerencia.clwww.embdinero.clwww.electroindustria.cl
Resolución mínima: 1024 x 768

© Copyright 201
2 Editora Microbyte Ltda.