Facebook
Twitter
Viernes 21 de Septiembre de 2018         •         Dólar= $673,80         •         UF=$27.341,05         •         UTM=$47.920

NETWORKING
Las tendencias que están marcando en Chile el mercado de las redes

Hoy en día, las empresas buscan contar con una red segura y resiliente, que respalde la operación de la empresa, y a la vez no se vuelva una carga para esta. Encontrar la solución que se adecue al presupuesto es de vital importancia, pues maximizar el retorno de inversión puede hacer la diferencia frente a la competencia. En ese sentido, el objetivo es identificar las necesidades técnicas y de servicio con respecto a la inversión por sobre otros elementos.

Actualmente, todo fluye a través de las redes IP: desde datos tradicionales, como email o aplicaciones del negocio, hasta telefonía, videovigilancia y comunicación entre diferentes máquinas (IoT), que tienen que ser considerados al momento de diseñar estas plataformas.

“Las Pymes muestran mucho interés por tecnologías que brinden la continuidad operativa, agilidad, movilidad, extensibilidad y seguridad que los tiempos actuales demandan. Se busca flexibilidad e innovación que agreguen valor al negocio, pero al mismo tiempo capacidad de operar con sistemas existentes”, explica Cristian Venegas, Technical Solutions Architect de Cisco Chile.

Al respecto, Ricardo Meneses, Ingeniero de Aplicaciones de Furukawa, agrega que los requerimientos están relacionados con los anchos de banda y seguridad fí- sica del cableado. “En anchos de banda, el mínimo siempre es 1 Gbps, pensando en sus sistemas internos y el crecimiento potencial. Asimismo, aparece cada vez más el concepto de proteger el medio ambiente”, asegura.

“En la actualidad, la posibilidad de trabajar en forma remota es un elemento fundamental, y las soluciones del tipo Cloud vienen a ser un complemento básico de las redes actuales”, añade Claudio Torres, Gerente General de D-Link Cono Sur.

Por su parte, Claudio Valenzuela, Gerente de Distribución en HP Enterprise Chile, las empresas buscan hoy “herramientas seguras, fáciles de administrar y capaces de dar solución a todo tipo de usuario dentro y fuera de la organización, administrando diferentes perfiles de acceso y seguridad”.

Cristian Venegas, Cisco Chile.
Ricardo Meneses, Furukawa.
Claudio Torres, D-Link Cono Sur.
Claudio Valenzuela, HP Enterprise Chile.

En cuanto a los requerimientos TI que están solicitando los clientes, Torres asegura que, independientemente del tamaño de la empresa, el aumento de la velocidad de acceso es permanente y los volúmenes de información que se manejan son cada vez mayores. “Tener switches de por lo menos 1 Gb para el acceso, y 10 Gb para la agregación, está presente en firmas de todo tamaño. El tráfico de información crece cada día más e involucra más dispositivos; no solo PCs, sino sistemas de vigilancia, de domótica o IoT en general. En esta era tecnológica de alta competitividad, los canales que sean capaces de ver esas oportunidades tendrán mejores resultados”, afirma.

Históricamente, enfatiza Venegas, los clientes han demostrado preocupación por proteger sus sistemas críticos con esquemas de alta disponibilidad y seguridad que permitan minimizar interrupciones. “La experiencia del cliente es una preocupación sumamente relevante, y la red tiene un rol fundamental en este aspecto”, agrega.


TI que marcan tendencia

La tendencia actual en TI apunta a herramientas integradas, señala Torres. “Las soluciones de gestión de tráfico para video, voz y datos de alta velocidad, calidad de servicio y segmentación de los tipos de información son fundamentales, tanto en switches como access points”, añade.

Por su parte, Venegas sostiene que en la actualidad se observa mucho movimiento en tecnologías de redes definidas por software, “específicamente, muchísimo interés en SD-WAN, concepto del que los clientes están solicitando información, pruebas de concepto y realizando las primeras implementaciones de forma muy acelerada”.

Las soluciones de red gestionadas en la nube son hoy una tendencia, complementa Valenzuela. “Los clientes están buscando rapidez de implementación, visibilidad permanente y administración centralizada, sin tener que invertir en infraestructura on premise”, indica. En los data centers, por ejemplo, la opción es la opticalización de las redes internas, siendo cada vez menor el cableado en cobre a implementar, tanto en un principio como en un crecimiento futuro. Esta tendencia se debe a los anchos de banda que se logran con la fibra óptica; lo mismo sucede con la emisión de calor por parte del cableado, permitiendo despreocuparse así de parte de la refrigeración y gasto energético.

En Enterprise, la tendencia se distribuye en soluciones tradicionales y en fibra, como por ejemplo, GPON. “Esta última está penetrando muy fuerte en el mercado debido a los beneficios que posee: menor infraestructura de canalizaciones, mejoras en la administración del sistema, y una disminución del tamaño de las salas de telecomunicaciones, entre otros”, enumera Meneses.

Sin embargo, el ejecutivo advierte que el mercado chileno aún es cauto ante las nuevas tecnologías, ya que siempre se espera que otros innoven antes de atreverse a implementar nuevas soluciones. “Aunque esta tendencia va en disminución”, precisa.

Torres añade que el mercado nacional es diverso, donde hay poco margen para la equivocación. Es por esa razón que muchas compañías optan por soluciones probadas. “Desafortunadamente también existe la creencia entre un grupo importante de empresas, de que la tecnología de punta es sinónimo de altos niveles de inversión”, afirma.

Para Venegas, las grandes empresas han tenido acercamientos más bien conservadores al tener que adoptar nuevas TI. “Sin embargo, esto ha ido cambiando, ya que hemos visto que se han acercado a metodologías ágiles; se solicitan pilotos, prototipos y pruebas de concepto que permiten que la adopción de estas tecnologías sea hecha de forma paulatina”, describe.


Estándares y buenas prácticas

La recomendación de los expertos es pensar en los requerimientos actuales, pero también teniendo una visión de futuro, considerando crecimiento y extensibilidad de las arquitecturas. “La seguridad debe ser parte integral de cualquier diseño de red, así como contar con las herramientas de gestión apropiadas para los tiempos actuales”, afirma Venegas. “Proveedores que cuenten con arquitecturas probadas, apropiadamente documentadas, con redes de partners que tengan servicios profesionales y que cumplan con programas de capacitación y requerimientos técnicos, están en buen pie para responder a los requerimientos de clientes”, agrega.

Interoperabilidad, integración, visibilidad, análisis y seguridad son puntos clave a juicio de Valenzuela. “Estos elementos permiten transformar la red y sus componentes en una solución que se adapte de forma constante y entregue información adecuada para apoyar los objetivos del negocio de nuestros clientes”, señala.

Por esto, uno de los aspectos principales es entender el tipo de negocio que se maneja, puesto que la red tiene que ser un componente que permita apoyar la operación y que redunde en beneficios directos a la compañía. “A partir de allí se puede entender qué tipos de servicios serán soportados por la red y se puede desarrollar el diseño adecuado para cada empresa”, advierte Torres.

Antes de implementar cualquier solución, complementa Meneses, se debe realizar un análisis de lo que se necesita, tanto en anchos de banda como en cantidad de puntos y su distribución en la infraestructura. “Una vez claro este requerimiento se deben elegir productos adecuados a implementar que cumplan con las necesidades planteadas”.

Hay estándares que se deben manejar en los tipos de chaquetas que se van a implementar; estos van directamente relacionados con la densidad de personas que trabajan en la empresa. “Se deben considerar chaquetas del cableado que posean protección contra fuego y no emitan humos tóxicos al momento de generarse un incendio. Un punto muy importante es que siempre se debe pensar en la protección de las personas al momento de elegir una solución de conectividad”, sostiene Meneses.


Cómo elegir al fabricante

De acuerdo a Torres, lo primordial a tener en cuenta es el apoyo real que pueden obtener de parte del fabricante, y “no cuál es la inversión que los canales tienen que hacer para solo tener un logo de partner”.

En ese sentido, Venegas agrega que la sugerencia pasa por buscar a un vendor que cuente con la visión, la estabilidad financiera, la red de partners y, con un carácter de innovación que este a la altura de las circunstancias. “Una arquitectura de conectividad que pueda hacerse cargo del end-to-end, flexible, escalable, modularizable, y que se integre de forma simple es muy relevante”. Para Valenzuela el objetivo es buscar una marca que permita integrar los diferentes componentes que tienen los clientes en su red, de manera de volcar la información y recursos hacia los objetivos del negocio. “Para esto se requiere que la solución permita la interacción de diferentes componentes y fabricantes, la cual debe integrar hardware y componentes de software”.

Por otra parte, los canales deben consultar y averiguar si los vendors cumplen con normativas y cualidades que ofrecen en sus productos. “Esto es fácil de averiguar ya que existen compañías terceras que llevan a cabo certificaciones y pruebas eléctricas y de seguridad a estos productos”, señala Meneses. También es importante que el fabricante cuente con un equipo técnico calificado y que pueda ofrecer apoyo de preventa y postventa. “Además sugerimos verificar si es una empresa seria que demuestra compromiso con las políticas de responsabilidad socioambiental”, concluye.

Agosto 2018
Comenta este artículo
Nombre:
Empresa:
Email:
Comentario:
Ingresa los caracteres de la imagen:
Comentarios acerca de este artículo
No hay comentarios publicados
GRUPO EDITORIAL EMB
Sucre 2235 Ñuñoa
Santiago
Chile
Fono: (56.2) 433 5500
info@emb.cl
www.embdinero.clwww.electroindustria.clwww.gerencia.clwww.ng.clwww.embconstruccion.clwww.revistahsec.cl
Resolución mínima: 1024 x 768

© Copyright 2013 Editora Microbyte Ltda.